Análisis

raúl piñeiro

Alfonso, ¡vende ya!

En Almería nos cuesta movilizarnos para lo que sea, salvo para los abanicos de la feria o para protestar por la cancelación de aquel concierto de Operación Triunfo de la época de Bisbal. El Cable Inglés se cae a pedazos, el AVE que nunca llega, las infraestructuras precarias… Pero aquí nadie mueve un dedo. Tampoco en el fútbol. La UD Almería inició hace tiempo un viaje a ninguna parte, y en esas estamos. A cada año la plantilla es peor y pierde valor. Cada temporada que pasa apuramos un poco más para ver cuál es el mínimo, tanto en inversión como en esfuerzo, que necesitamos para mantener la categoría. El club tiene una estructura impropia de la LFP, con una planificación que brilla por su ausencia y con una afición hastiada que ni siquiera tiene ánimo ya para montar un pollo y gritar aquello de "¡Alfonso vete ya!", incluso cuando el equipo se arrastra y va perdiendo contra el Albacete, hundiéndose un poquito más en la tabla. Al final sacamos un insuficiente empate, pero las sensaciones no pueden ser peores. El equipo tiene 39 puntos y el problema no es ya depender de otros, de que no sumen y de que haya cuatro peores que nosotros. El problema es que es difícil imaginar a quién, cómo y cuándo le va a ganar este Almería de aquí a final de temporada. Muy difícil. No tenemos nada a lo que agarrarnos, ni siquiera a Kalu Uche. Es por esto que el club necesita una revolución que no puede esperar más. En verano puede ser muy tarde. Alfonso necesita vender el club de una vez. No hay proyecto. No hay estructura profesional. No hay ilusión. No hay ganas. No hay nada. El club se ha devaluado a la misma velocidad que el presidente se ha desenganchado. Y ya ni hablemos de su valor en caso de producirse el descenso. La situación es urgente, insostenible. Lucas tiene cara de preguntarse en qué mala hora aceptó coger a este equipo. Los jugadores, a su bola. Y el presidente desaparecido en combate. Alfonso, deja de marear la perdiz y vende ya. Nos llevaste a la cumbre y mereces ser recordado por eso, no por estas últimas temporadas…

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios