Análisis

Francisco G. Luque Ramírez

Intolerable

Está muy bien que los clubes deportivos condenen los actos violentos con contundentes publicaciones desde sus perfiles de redes sociales. Eso queda muy bonito y deja claro, como no podría ser de otra forma, que no hay lugar para la violencia en el deporte. Siempre es bueno que los medios de comunicación nos hagamos eco de las lamentables situaciones que se viven, con más frecuencia de lo que parece, en campos y pabellones cada fin de semana. No se pueden ocultar esas actuaciones tan vergonzosas, hay que hacerlas públicas, pero no solamente para ganar visitas a nuestra página o para que nos pongan el icono de las palmitas por expresar una condena a lo violento que ya todo el mundo espera. Hay que ir más allá. Clubes, prensa, padres y madres, debemos ir más allá. No sirve de nada lanzar el mensaje de que una cosa está mal, muy mal, si luego, cuando alguien la hace, no recibe un castigo que se ha ganado a pulso. Siempre he sido de los que ha mantenido esa postura de que siempre es mejor educar que castigar, pero hay muchos y muchas indeseables que por un oído les entra y por otro les sale. Es intolerable que una chica que actúa como linier en un partido de fútbol modesto tenga que irse al vestuario con miedo tras recibir insultos machistas e incluso recibir amenazas por parte de un grupo de aficionados. Tampoco se puede tolerar que un joven árbitro de baloncesto se vea arrinconado por una impresentable que lo cogió de la pechera porque no le pareció bien que expulsara a su marido, que era el entrenador de uno de los equipos que se veían las caras sobre la cancha. Hay que ser contundente ante esta gentuza que usa el deporte para liberar su ira y sus frustraciones. No vale con tirón de orejas, una multa para maquillar o venir con el cuento de las segundas oportunidades. Estos personajes no deben pisar nunca más un recinto deportivo, no se puede correr el riesgo de que sigan siendo el ejemplo, evidentemente malo, de los más pequeños.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios