Con la cabeza alta en Copa y el sabor agridulce en Liga, me erijo si me permiten en portavoz desde esta tribuna de la afición de la UDA, orgulloso del periplo copero y aún dolido por la afrenta de Fuenlabrada, expulsión de Sadiq, show de Salvador y miradas a Tebas incluidas… Desde el salón de casa de un lugar cualquiera escribo este artículo para que se sepa lo que ya se sabía, aunque no se dijera. Espero que llegue a tus ojos y que lo releas, que pagues el rescate que abajo te indico. Yo tampoco me explico cómo no acudí antes a ti. Pero Sadiq no siempre puede salvarme, nadie sabe lo que sabes y tampoco entregarían lo que vale mi rescate. No hay dinero, ni castillos, ni jeques, ni talonarios. No hay en este mundo, aunque parezca absurdo, ni en ligas por descubrir, lo que aquí te pido. Y no te obligo a nada que no quieras Las fuerzas fallan, las piernas no responden. Te conocen, pero no llegan a ti. Decidí, por eso mismo, un mecanismo de defensa. Y presa como está mi alma, con la calma suficiente, ser más fuerte, y enfrentarme cuanto antes a la verdad. Sin dudar un segundo, lo asumo, sólo tú puedes pagar el rescate. Devuélveme los puntos que me arrebataste o entrégaselos, lo mismo me da, al abajo firmante. Porque la UDA no es sólo Sadiq: en la última batalla salieron al rescate Villalba y Makaridze. Esta vez Costa anduvo más fino que Morlanes, pero es que ni el campo ni el rival dejaban hacer mucho más a una UDA presa de las circunstancias. Mientras, el Mallorca sigue a lo suyo y recuerda al Cádiz de Cervera el año pasado. Falta saber si el Espanyol aguanta el envite o si otros como Rayo y Sporting podrán hacer temblar a los que luchan por el ascenso directo. Lo que no es de recibo es que se permitan aún ciertas cosas en el cortijo de algunos, como esos arbitrajes licenciosos a equipos como el Fuenlabrada que, con todos mis respetos, no sé qué pinta en una liga supuestamente profesional que no sea de fútbol americano, por no decir boxeo o kárate. Así no hay manera. Un respeto.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios