Opinión

Ni por esas

Almería ha sido abandonada por el Partido Popular como posiblemente no lo haya sido ninguna provincia de España

A LA vuelta de la esquina, como quien dice, vamos a tener la oportunidad de conocer si realmente el Gobierno de Rajoy tiene a la provincia de Almería entre sus prioridades o vuelve a demostrar que le importamos muy poco, si tenemos en cuenta el sistemático castigo al que nos viene sometiendo desde que llegó a La Moncloa. La fecha de la prueba del algodón es el 31 de marzo, día en el que conoceremos los nuevos Presupuestos Generales del Estado. Estos presupuestos serán los sextos de la era Rajoy y debido a que los cinco anteriores acabaron en la papelera sin que se invirtiera ni un céntimo de lo que se anunció, habrá que ponerlos en cuarentena nada más salir del Consejo de Ministros. No deja de ser sorprendente que nadie en el PP de Almería se haya quejado de esto: de que los papeles dijeran, por ejemplo, que para el AVE se consignaban 100 millones de euros aproximadamente cada año y que no se gastara ni uno, o que no se alteraran cuando año tras año aparecían partidas presupuestarias para reparar la desaladora de Cuevas del Almanzora -que se llevó una riada en 2012- y que, por el camino, se perdiera también ese dinero.

Tampoco es comprensible que los dirigentes 'populares' hayan estado callados ante el incumplimiento de las cuentas del Estado con actuaciones que pueden parecer menores, pero que no lo son. Les estoy hablando de las glorietas que tanta falta hacen en Los Gallardos para ponerle fin a los colapsos que sufre ese tramo de la N-340. En los presupuestos de 2016 se consignaron 1,7 millones de euros para las obras. ¿No es mucho dinero, verdad? Pues ni por esas.

Como ven, ni para solucionar lo grande ni para atender a lo pequeño ha hecho nada en nuestra tierra este gobierno. Almería ha sido abandonada por el Partido Popular como posiblemente no lo haya sido ninguna provincia de España. ¿Alguien puede recordar alguna una obra que haya comenzado y terminado el PP? Piénsenlo, ninguna.

El PP ganó las elecciones generales de 2011 engañándonos a todos con todo. Lo siguió haciendo durante toda la anterior legislatura, la de la mayoría absoluta, y también en el tiempo en el que el Ejecutivo de Rajoy estuvo en funciones. Sin embargo, si en algún territorio ese engaño ha sido brutal e injusto ha sido en Almería, puesto que hemos soportado los recortes que han padecido todos los españoles y, además, los propios que ha querido y ejecutado el PP.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios