Crónicas Levantistas

Juan Manuel Marqués Perales

jmmarques@diariodecadiz.com

Da que pensar

La Justicia no es un cachondeo, pero a veces da que pensar; no la Justicia, así con mayúsculas, pero sí algunas actuaciones en cascada de policías, instructores y jueces. Pedro Pacheco, el ínclito, autor de la lapidaria frase, se ha llevado dos años y ocho meses en prisión del tirón, sin descansar, como los maratones que corría por varios continentes: este fin de semana pasa en Jerez sus primeros días de asueto. Ya lleva tres casos, pero el primero, el fundamental, el que llevó aparejada la entrada en prisión, trató sobre el enchufe de dos tipos de su partido en el Ayuntamiento de Jerez. Pedro, te tocó ser el primero de España. Su sucesora, Pilar Sánchez, también cumple condena por un caso que, si le soy sincero, soy incapaz de explicárselo a mi abuela, que es lo que Einstein recomendaba para certificar el buen relato de una teoría científica. Y la sucesora de ambos, García Pelayo, se libró de un caso por una lectura del Supremo que hubiese servido para librar a los dos anteriores de la cárcel. No es un cachondeo, pero a veces da que pensar. La juez Bolaños acaba de imputar a un manojo de dirigentes -entre ellos, a dos del Ministerio de Trabajo- por un ERE en la Faja Pirítica de Huelva que Mercedes Alaya no debía ver tan claro. Hay 51 intrusos. ¿Se va a llamar a declarar al ex presidente del Gobierno central y a cuatro o cinco de sus ministros? Buen finde.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios