DIARIO DE ALMERÍA En la batalla del coronavirus: mantenemos nuestra cita en los quioscos con despliegue informativo sobre la pandemia

Presupuesto injusto

El Presupuesto andaluz es injusto. Maltrata a la clase trabajadora y vuelve a bajar los impuestos a los más ricos

El Presupuesto andaluz irrumpe en la campaña electoral del 10N. Además de ratificarse el desacierto y los resultados negativos del que aún está en vigor ahora, las tres derechas, quieren imponernos un presupuesto peor que el anterior en el que la presión fiscal se sube, principalmente, a las clases trabajadoras para volver a bajar los impuestos a los más ricos dejando aquella promesa de campaña de bajada masiva de impuestos de Juanma Moreno en bajada masiva, sí, pero para los más ricos y por segunda vez. Que no nos engañen. El presupuesto está pactado con sus socios de Ciudadanos y de Vox y se puede calificar de injusto e insolidario. Además, frena la creación de empleo y castiga con más recortes a la sanidad y a la educación públicas que ya salieron muy tocadas del presupuesto en vigor. Las tres derechas han contribuido a un deterioro notable de los servicios públicos en nuestra comunidad. La excusa para haber planteado un mal presupuesto no puede ser la financiación autonómica, como querían hacernos ver desde PP y Ciudadanos que, finalmente, se han puesto en evidencia y se han encontrado sin argumentos para sostener esta falacia sobre las entregas a cuenta del Gobierno de Pedro Sánchez. Además, el Ejecutivo socialista ha hecho todo lo posible para que las entregas a cuenta lleguen a las comunidades, porque somos conscientes de la importancia de la prestación de servicios públicos y se trata de que las regiones dispongan de los recursos que le corresponden algo que, por cierto, nunca consiguió hacer el PP de Rajoy en sus 7 años de Gobierno. El grado de ejecución del Presupuesto de 2019 se desconoce y las cuentas para 2020 no se han trasladado a colectivos sociales porque, quizá, escondan incumplimientos en materia de compromisos con los empleados públicos y porque existan nuevos recortes en ámbitos sociales para deteriorar más aún nuestra red pública de colegios rurales, de centros de salud, de atención a la dependencia o de políticas contra la violencia de género. Este presupuesto refleja fielmente lo que hace la derecha cuando gobierna y sirve para poder comparar en este periodo de elecciones las grandes distancias entre un presupuesto que trata injustamente a las clases medias y trabajadoras y que recorta incumpliendo todas y cada una de las promesas que se dijeron en campaña como la de la creación de 600.000 empleos.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios