Salmeroniana

Salmerón tenía un vinculo con la masonería, aunque no se puede demostrar su condición masónica

Existe una gran controversia sobre si Nicolás Salmerón fue o no masón. Desde las fuentes externas no hay una afirmación definitiva al respecto, amén de existir indicios en la tradición popular y una leyenda generada por ciertas crónicas como la de que el maestro de Salmerón era un camarero de un conocido bar almeriense de la época (nada demostrado); no obstante desde las fuentes internas si se admite la mayor: que Salmerón fue miembro de una logia, y una prueba de esto es que en el cementerio madrileño donde está enterrado, junto a otras personalidades, se erige un monumento con simbología masónica de forma evidente. Por otro lado existen otras pruebas: su hermano, Francisco Salmerón, si perteneció de forma efectiva a la masonería. Y precisamente por ello, en Alhama de Almería, el pueblo de ambos, surgió una logia llamada Salmeroniana, que tuvo una larga tradición. Fallecido ya Francisco fue el nombre de Nicolás Salmerón el que se asoció a dicha logia. Ante estas evidencias es imposible negar que nuestro presidente de la primera república no tuviera al menos una relación con la masonería.Además ser masón en aquella época significaba ser un opositor político. Entonces la clase política tenía procedimientos más oscuros que los actuales para acallar las disidencias. Las estructuras del absolutismo y del escolantismo aun eran fuertes por lo que la masonería representaba una manera de ir en contra del poder con mayor seguridad. Hoy en día la masonería no representa la oposición al poder, sino que es una vía para el crecimiento personal y el simbolismo, algo respetable sin duda. Pero en aquella época era la única manera de crear un asociacionismo político de oposición, lo que era muy necesario. Por otro lado se da el caso de que en la Almería de entonces se extendió ampliamente este movimiento. Fue la clase burguesa la que se encargó de ello. Y no solo en el pueblo de Salmerón sino también en otros lugares. Uno de ellos fue Adra. ¿Cómo Salmerón no iba a tener ese vínculo? La relación existía aunque no se puede demostrar su condición masónica (tampoco negarla). Además, una familia como la del expresidente no pudo dejar la huella tan profunda que dejo en Almería sin estar vinculada a la masonería. Desde su padre y tío, que eran Coloraos, hasta su hermano el talente de oposición al poder era más que patente entonces. De ahí la aceptación del vinculo.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios