Suelo Mojado

En edad de trabajar

Desde 2012 la población activa ha disminuido en 800.000 personas. Así se explica, en parte, la reducción del paro

Qué ocurre con la población activa? La forman aquellas personas en edad laboral que tienen trabajo más los que lo buscan. No todos los mayores de dieciséis años están en el mercado laboral. Unos porque son estudiantes, otros porque se jubilan o tienen incapacidades. Están los que se dedican a labores del hogar y el resto, los importantes para este caso, a nada. Son los desanimados, los que ya ni buscan trabajo. Desde 2012 en España, esa población activa ha disminuido en 800.000 personas. Así se explica, en parte, la reducción del paro. Si un parado deja de buscar trabajo, abandona la estadística. Entre ellos están los que se han jubilado, los que han vuelto a formarse -bien, el contexto de cambio tecnológico exige cualificación-, se han ido al extranjero o se quedan en casa. Pero si esa caída se mantiene en el tiempo, pensiones y crecimiento económico se verán afectados.

Eso es España ¿Y Almería? Nosotros tenemos nuestro propio ritmo, nuestro propio micromundo económico. Fuimos una provincia que atraía inmigrantes y de prematuro abandono escolar. Al iniciarse 2008, esa población activa la componían 340.000 personas, el 62% del total de mayores de 16 años, diez saludables puntos más que en el conjunto de España. En el momento peor de la crisis, en 2011, se llegó a las 365.000 personas. Ya no fue por salud sino por desesperación. El aumento fue, en exclusiva, de mujeres. Mientras 5.000 hombres dejaban el mercado laboral, 25.000 mujeres se incorporaron a él. La causa: el sueldo principal del hogar, normalmente un varón, desaparecía. Para 2016, el año del record en descenso del paro, la población activa había perdido 30.000 personas. No eran jubilaciones, apenas 5.000, sino desánimo y emigración. Tanto de extranjeros residentes como personas muy formadas, para los que nuestra provincia no tiene oferta laboral suficiente. Lástima de dinero gastado en tu educación, como diría mi madre. Llegamos,así, a este primero de mayo. Aquí el baja el paro, sube las colocaciones mejora la población activa mejora. Es un camino, pero un camino largo. Baste recordar que, justo antes de la crisis, con cuatro puntos más de población activa había, casi, la mitad de desempleo. Y hay una tasa más, importante y poco comentada, la de empleo. Otros la denominan tasa de sufrimiento. En 2006 trabajaba el 60% de los almerienses, cerca de la media europea, hoy el 47%.

MÁS ARTÍCULOS DE OPINIÓN Ir a la sección Opinión »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios