Poniente

Comienzan, tras dos meses de espera, las obras en El Cañarete

  • El Ministerio de Transportes ha iniciado los trabajos para reparar el desprendimiento de rocas que se produjo en la antigua carretera N-340 que une la capital con Aguadulce

  • Su cierre temporal ha provocado importantes retenciones diarias entre la comarca del Poniente y la capital 

Comienzan, tras dos meses de espera, las obras en El Cañarete Comienzan, tras dos meses de espera, las obras en El Cañarete

Comienzan, tras dos meses de espera, las obras en El Cañarete

La Subdelegación del Gobierno ha anunciado que el Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana (Mitma) ha iniciado ya las obras de reparación del desprendimiento de rocas que se produjo el pasado 7 de septiembre en el punto kilométrico 432+500 de la carretera nacional N-340A, conocida como El Cañarete.

Desde hace dos meses, la vía se encuentra cortada al tráfico debido a los desprendimientos y la comunicación entre Aguadulce y Almería se mantiene a través de la Autovía del Mediterráneo, A-7.

El tramo objeto de la actuación presenta una longitud de unos 180 metros, con una altura de talud de aproximadamente 70 metros. La duración de los trabajos, de gran complejidad ya que, en parte del tramo, la pared se encuentra extraplomada sobre la carretera, estará condicionada a la dificultad técnica que encuentren los operarios y también a la climatología, especialmente el viento.

Las obras consistirán en una primera fase en el saneo de la superficie y la sustitución de la malla de triple torsión. Más adelante, se colocará una red de cable anclada mediante bulones activos, para distribuir el área de trabajo y, posteriormente, una red de anillos en aquellas rocas más voluminosas que así lo precisen. Por último, se instalarán pantallas dinámicas y cortinas de guiado en zonas localizadas de caída de rocas. El presupuesto de la actuación asciende a 2,57 millones de euros.

Adicionalmente, la Demarcación de Carreteras del Estado en Andalucía Oriental realizará un estudio general del macizo rocoso entre Aguadulce y Almería que permita detectar las zonas con mayor riesgo de posibles desprendimientos para realizar una actuación preventiva sobre las mismas.

La maquinaria ya trabaja en la zona de El Cañarete. La maquinaria ya trabaja en la zona de El Cañarete.

La maquinaria ya trabaja en la zona de El Cañarete. / (Almería)

Hay que recordar que los desprendimiento en la carretera de El Cañarete amenazan con convertirse en una telenovela. Esta transitada vía que discurre en paralelo al mar Mediterráneo ya se mantuvo 65 días cerrada antes de su apertura parcial en marzo de este año tras los desprendimientos que se registraron en la madrugada del 31 de diciembre del pasado año y que dejaron entonces inutilizable la carretera. Las obras, también catalogadas de urgencia por parte de la Subdelegación del Gobierno, comenzaron el 5 de febrero y, tras su apertura parcial, continuaron para finalizar en los primeros días de julio.

Y tras un par de meses, con la llegada de las primeras lluvias e inclemencias meteorológicas típicas del inicio del otoño, El Cañarete no ha podido aguantar y vuelve a relegar a todos los vecinos de Aguadulce a optar por la A-7 como nexo de comunicación con Almería generando una alarma social que va in crescendo.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios