crisis gobierno huércal-overa

La renuncia del concejal díscolo de Huércal-Overa puede desatar otra crisis municipal

  • José López pretende abandonar su acta de concejal, con lo que el alcalde, Domingo Fernández, perdería el apoyo que le permitió recuperar la alcaldía con una moción de censura

  • El edil fue expulsado de Cs, partido por el que se presentó a las elecciones, por lo que podría reeditarse un pacto entre los 'naranjas' y el PSOE que desalojara al actual alcalde o le hiciera muy difícil gobernar

  • Cs expulsa al edil díscolo de Huércal-Overa

José López, concejal no adscrito de Huércal-Overa. José López, concejal no adscrito de Huércal-Overa.

José López, concejal no adscrito de Huércal-Overa. / D. A.

José López, el concejal díscolo de Cs, ahora edil no adscrito de la corporación municipal de Huércal-Overa y miembro del equipo de Gobierno de Domingo Fernández, ha presentado su renuncia a seguir formando parte de la corporación municipal, según ha podido conocer este diario, si bien la dimisión todavía no se ha hecho efectiva.

El edil fue quien propició el cambio de Gobierno al poco de iniciarse la presente legislatura, al apoyar una moción de censura contra la entonces alcaldesa, Francisca Fernández, a quien había apoyado en un pacto de gobierno surgido tras las elecciones. López cambió de socio y siguió en el Gobierno, aunque desde entonces como concejal no adscrito, tras haber sido expulsado de Cs. Desde entonces, ha soportado que lo tachen de tránsfuga en innumerables ocasiones.

El edil fue quien propició el cambio de Gobierno al poco de iniciarse la presente legislatura, al apoyar una moción de censura contra la entonces alcaldesa, Francisca Fernández

Si se materializa dicha renuncia, la Ley prevé que sea sustituido por la siguiente persona que aparecía en la lista electoral de la formación por la que se presentó a los comicios, en este caso Cs. Esto abre un panorama completamente incierto dada la fragmentación existente en el seno del Consistorio de Huércal-Overa, y no puede descartarse que genere una nueva crisis de Gobierno en una legislatura ya de por sí especialmente convulsa.

De las urnas en las últimas elecciones municipales salieron solo tres partidos con representación en el Ayuntamiento de Huércal-Overa. De los 17 concejales de la corporación, el PP obtuvo 8, el PSOE 7 y Cs 2: el reseñado José López y María del Mar Meca. Pese a que fue el PP el partido que obtuvo un mayor número de votos, gobernó el PSOE de inicio con apoyo de Cs, y así fue hasta que José López decidió salirse del pacto arguyendo que su formación había sido "engañada" por el PSOE en la negociación del presupuesto municipal, en la que, según sus palabras, no habían contado con Cs.

Según expresaba José López el 15 de julio, la ex alcaldesa hizo gala de "deslealtad e incumplimiento del pacto de gobierno" entre Cs y PSOE, ya que a su juicio Francisca Fernández "utilizó" a su entonces compañera de partido y teniente alcalde María del Mar Meca para conseguir el visto bueno del partido a unos presupuestos que "fueron diseñados por la alcaldesa sin consensuar con Cs y, además, con más de seis meses de retraso".

Así, Domingo Fernández perdería ahora el apoyo que le permite ser alcalde de Huércal-Overa y la pelota volvería a caer en el tejado de Cs, ya que si se materializa esta renuncia y la persona que toma el acta de concejal en sustitución de López y la propia Meca deciden apoyar una hipotética reedición del pacto de gobierno, podría producirse un nuevo cambio en la alcaldía o, en su defecto, podría darse un gobierno de los populares en minoría, con las dificultades que eso conlleva en la acción de gobierno.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios