Coronavirus Almería El freno a la despoblación del Nacimiento sigue paralizado

  • El Ayuntamiento de Las Tres Villas suspendió las obras de la residencia hace tres semanas a solo dos meses de su finalización

La alcaldesa durante una visita a las obras a principios de marzo. La alcaldesa durante una visita a las obras a principios de marzo.

La alcaldesa durante una visita a las obras a principios de marzo.

La paralización total de la construcción decretada por el Gobierno al considerarla como una actividad no esencial provocó un importante mazazo en la comarca del Nacimiento. El Ayuntamiento de Las Tres Villas se vio abocado a detener las obras de la Residencia de Mayores, el gran proyecto con el que se pretende frenar la despoblación generando un gran número de puestos de trabajo tanto directos como indirectos.

Su alcaldesa, Virtudes Pérez, explica que la “dolorosa decisión”, se ejecutó varios días antes del anuncio por parte del Gobierno Central (30 de marzo) pero se tomó “un par de semanas antes porque era inevitable ya que primero es la salud”.

"No se han podido paralizar antes debido a las características especiales del tipo de obra de la residencia. Se ha tendido que redactar un plan de paralización junto con un plan de prevención especial así como adecuar la obra a las medidas seguridad para evitar posibles accidentes durante la paralización de las obras, tal y como nos obliga la ley", añade. También el ayuntamiento ha tenido que contratar una empresa de seguridad la cual se encarga del control y vigilancia de la obra. "Una vez realizado todos estos tramites, se ha redactado el acta de paralización de la obra".

La obra estaba ya en estado muy avanzado “a unos dos meses de su finalización”, explica la primera edil. Ahora, con esta paralización que puede acabar en las próximas semanas tras el nuevo anuncio del Gobierno de la reactivación, las fechas se han trastocado. “Ahora mismo nuestra intención de abrir la residencia este año está en el aire”, explica.

Hay que recordar que la obra está financiada al 100% por el Ayuntamiento con una inversión de 4,5 millones de euros para una residencia que va a contar con 88 camas, 84 de carácter residencial y cuatro en la zona de enfermería, que se van a distribuir en dos alas diferenciadas con 42 camas para gravemente dependientes y otras 42 para personas mayores. Además el proyecto se ve complementado por una plaza de acceso al edificio que será urbanizada y la construcción de un parque junto a la orilla de la Rambla de Santillana.

La parcela donde se está levantando la residencia tiene una extensión de 6.500 metros cuadrados con titularidad municipal, y con una superficie construida de 4.200 metros cuadrados que se distribuye en planta baja (1.350 m2) y otras dos plantas con la misma superficie y un ático que servirá de lavandería con 200 metros. Las zonas comunes de las dos zonas residenciales compartirán tres zonas comunes para el mayor aprovechamiento del espacio y la eficacia del servicio: Lavandería, Vestuarios de Personal y Cocina.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios