Roquetas de Mar

Roquetas solicita un hectómetro cúbico más de agua desalada para llegar al 100% de su suministro

  • Existe un doble objetivo: contribuir a la regeneración del acuífero y mejorar la calidad del agua potable

Francisco Gutiérrez, concejal de Desarrollo Urbano, y Álvaro Islán, gerente de Hidralia. Francisco Gutiérrez, concejal de Desarrollo Urbano, y Álvaro Islán, gerente de Hidralia.

Francisco Gutiérrez, concejal de Desarrollo Urbano, y Álvaro Islán, gerente de Hidralia.

El Ayuntamiento de Roquetas de Mar ha solicitado a Acuamed el incremento de la cantidad de agua desalada procedente de la desaladora del Campo de Dalías que llega a la ciudad, con el objetivo de que el 100% del suministro de agua potable que ofrezca el municipio sea desalada. Para ello, ha solicitado pasar de 8,5 hectómetros cúbicos a 9,5, tal como explica el concejal de Desarrollo Urbano del Ayuntamiento de Roquetas de Mar, Francisco Gutiérrez.

“Actualmente estamos en una media del 85% del total de agua potable que consumimos, y queremos pasar al 100% para contribuir aún más a la regeneración de los pozos”, señala Gutiérrez, quien sostiene que se trata de una “apuesta más por la sostenibilidad ambiental y la protección del acuífero”. De esta forma, Roquetas de Mar se convertiría en “la primera ciudad del Poniente cuyo abastecimiento para consumo humano se provea única y exclusivamente de agua desalada, sin necesidad de seguir explotando el acuífero”, destaca el responsable municipal.

El Gobierno local tiene marcado como “objetivo estratégico la mejora de la calidad del agua, dando por finiquitados uno de los problemas que tenía la ciudad en los últimos años: la alta conductividad que presentan sus pozos, que hacía que la calidad del agua de Roquetas fuera muy mala”, revela Gutiérrez. Estos cambios que se van a realizar, abunda el concejal, “van a permitir seguir mejorando la calidad del agua”.

Estos cambios, además, “no repercutirán de ninguna manera en la tarifa”. “El incremento de costes lo va a asumir el Ayuntamiento de Roquetas y los ciudadanos no lo verán reflejado en sus recibos”.

Campaña sobre la mejora de la calidad del agua

En próximas fechas, el Ayuntamiento de Roquetas de Mar pondrá en marcha una campaña institucional para concienciar a la población sobre la calidad del agua desalada, que nada tiene que ver con el agua que se bebía con anterioridad en el municipio. “Es un agua de una calidad excelente y hay mucha gente que todavía no lo sabe, y sigue siendo reacia a beberla”, explica el concejal de Desarrollo Urbano, quien anima a aquellos vecinos que siguen siendo reacios a beber agua desalada que lo hagan porque, asegura, “es muy diferente a lo que había antes de que comenzara a llegar el agua desalada a Roquetas”.

Solidaridad de la capital

Una vez que se produzcan estos cambios los pozos se quedarán operativos para situaciones de emergencia. El edil hace un “llamamiento a la necesidad que la ciudad de Roquetas de tener fuentes de agua alternativa para cuando se producen paradas, previstas o no previstas, de la desaladora”. En este caso, “el Ayuntamiento de Roquetas de Mar se vuelve totalmente dependiente del agua desalada, ya que no tiene fuentes de agua alternativas viables”. Esto, sin ir más lejos, sucederá dentro de unos días, por una parada técnica de la desaladora del Campo de Dalías, aunque, resalta el concejal, “gracias a la solidaridad de Almería vamos a poder disponer de agua de la que se suministra a la capital, circunstancia que agradecemos tanto al alcalde como a la concejal Margarita Cobos”, apunta el concejal.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios