tribuna

No dar la espalda a la innovación

  • La tecnología, un aliado decisivo en el desarrollo del modelo asistencial

No dar la espalda a la innovación No dar la espalda a la innovación

No dar la espalda a la innovación

Este año 2017 viene repleto de novedades relacionadas con el entorno de la salud, pero si hay un denominador en común de buena parte de ellas es el de la importancia de la innovación en la gestión sanitaria, teniendo en cuenta que por innovación no solo se entiende la aparición de tecnologías disruptivas en su más amplio sentido, sino que también innovamos cuando desarrollamos nuevos procedimientos y procesos que mejoran nuestra atención, capacidad de acceso, seguridad y resultados.

La mejora en la gestión hoy en día tiene que tener en cuenta a las tecnologías de la información y la comunicación, las denominadas TIC, ya que sin ellas es imposible dotar de la eficiencia y efectividad debida a nuestras actuaciones. Por ejemplo, ¿cómo es posible mejorar el libre discurrir de nuestros pacientes o de los ciudadanos en general por el sistema si no somos capaces de dotarles de herramientas de interoperabilidad adecuadas?

Estamos impulsando el 'big data' en aras de lograr una medicina más personalizada

Desde la Fundación IDIS acabamos de poner en marcha un sistema que permite visualizar y compartir los datos clínicos del paciente de una forma segura, versátil, accesible y de fácil usabilidad; se trata del portal Mi eSalud una herramienta adaptada a smartphones, tablets y laptops que permite que, a criterio del paciente, dueño de sus propios datos de salud, pueda mostrarlos y compartirlos según su criterio bajo las mayores garantías de seguridad. Ello incidirá sin duda en poder evitar redundancias, duplicidades, tiempos de espera innecesarios y en definitiva inconvenientes que no hacen sino provocar una falta de eficiencia en la utilización de los recursos disponibles.

Otro ámbito innovador es el denominado new big data, es decir, la utilización de los datos clínicos estructurados, depurados previamente y anónimos en la mejor comprensión y consecución de los mejores resultados de salud estableciendo modelos predictivos que permitan a su vez determinar mejoras ingentes en calidad, procedimientos, procesos y protocolos que redunden en una mayor seguridad para el paciente. En este sentido desde la Fundación IDIS estamos impulsando esta forma de procesar el conocimiento científico en aras a conseguir una medicina más personalizada en la que el paciente empoderado se pueda beneficiar de sus resultados.

Para finalizar y como ejemplo práctico otro ámbito de integración tecnológica, es la implantación de herramientas que favorezcan la correcta monitorización y seguimiento de los pacientes que padecen patologías crónicas (hipertensión, hipercolesterolemia, diabetes, osteoporosis, EPOC, enfermedades neurodegenerativas o reumáticas etc…), todo ello complementado con la incorporación de la denominada medicina no presencial comúnmente conocida como telemedicina que bien protocolizada tanto puede contribuir a descargar la enorme demanda asistencial del sistema.

En ese sentido, desde el entorno de la sanidad de titularidad privada abogamos también por el impulso e implantación de este tipo de tecnologías. En definitiva, si deseamos disponer de un sistema sanitario solvente, sostenible y competitivo debemos de liderar el cambio de modelo asistencial que tenemos actualmente y en este sentido la tecnología debe ser nuestro gran aliado, no podemos permitirnos dar la espalda a la innovación, especialmente en materia de salud y sanidad ya que es nuestro bien más preciado.

más noticias de SALUD Y BIENESTAR Ir a la sección Salud y Bienestar »

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios