Tecnología

El Congreso aprueba la ley que regula el testamento digital

  • La Ley de Protección de Datos y Garantía de Derechos Digitales aborda aspectos como el olvido en internet, la desconexión digital laboral o el testamento digital. 

Usuario accede a internet a través de su tablet. Usuario accede a internet a través de su tablet.

Usuario accede a internet a través de su tablet.

El pleno del Congreso aprobó por unanimidad el nuevo proyecto de ley de Protección de Datos y Garantía de Derechos Digitales que pasará ahora al Senado como parte de su trámite parlamentario, y que regula aspectos como el olvido en internet, la desconexión digital laboral o el testamento digital.

La iniciativa fue aprobada con 341 votos a favor, sin ninguno en contra, ni abstenciones, tras un intenso debate en la Cámara Baja en el que los diputados valoraron de forma generalizada esta normativa que garantizará una mayor protección de la intimidad de unos ciudadanos cuya privacidad está mucho más expuesta en la sociedad digital, coincidieron todos los grupos.

Con esta normativa, España se ha convertido "en el primer país europeo" con una ley que "de forma sistemática" garantizará derechos digitales de los ciudadanos "en todos los ámbitos", afirmó durante su intervención el diputado Artemi Rallo, portavoz socialista en la tramitación de este proyecto de ley en el Congreso.

Y ello, según el parlamentario del PSOE, bajo el respeto "escrupuloso" al reglamento europeo de protección de datos vigente desde el pasado 25 de mayo.

En su paso por el Congreso, el texto del proyecto de ley (inicialmente de Protección de Datos pero ahora también de Garantía de Derechos Digitales), cuyos plazos de tramitación permitirán su entrada en vigor previsiblemente antes de finales de año, según los grupos, se ha ido enriqueciendo con las aportaciones de expertos, políticos y otros muchos colectivos, coincidieron los parlamentarios.

Derechos y obligaciones incluidos en el texto

El proyecto de ley aprobado por el pleno del Congreso regula nuevas obligaciones sobre tratamiento de datos personales en procedimientos transfronterizos y también en investigación biomédica, entre otros muchos.

Además, establece en 14 años la edad mínima de consentimiento de los menores para el uso de sus datos personales por parte de terceros teniendo en cuenta que el reglamento europeo da margen a los Estados para fijarla dentro de una franja de entre 13 y 16 años.

La carta de derechos digitales incorporada a este proyecto de ley a propuesta del PSOE y finalmente aceptada por el resto de grupos no ha sido bien acogida por una amplia mayoría de juristas, internautas, empresas y organizaciones del sector tecnológico.

En las últimas semanas estos han manifestado sus discrepancias sobre el procedimiento al que se ha recurrido para regular unos derechos universales de tal relevancia que habrían exigido un amplio debate previo fuera del marco de esta ley originariamente sólo de Protección de Datos.

Más allá de la desconexión virtual laboral, el olvido o el testamento digital para garantizar que los familiares de fallecidos puedan cerrar las cuentas de estos en redes sociales, el nuevo proyecto de ley incluye también otros muchos derechos.

Por ejemplo, para asegurar la intimidad de los empleados en entornos de trabajo ante la presencia de videocámaras o sistemas de geolocalización así como el fortalecimiento de la protección en línea de los menores, la portabilidad de datos personales o el acceso universal a internet.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios