Vivir

'La Gitanilla', buen trato y mejores productos desde hace más de 15 años

  • Esta bodega gestionada por Juan Verdegay Valverde, al que le avalan 50 años ya en el sector de la hostelería, se ha posicionado como uno de los más conocidos en la capital almeriense

  • Su bacalao con tomate, caracoles, patatas con huevo y rabo de toro, entre sus platos más demandados

Juan Francisco, Juan, Cristina y Aurora es el equipo de de 'La Gitanilla'. Juan Francisco, Juan, Cristina y Aurora es el equipo de de 'La Gitanilla'.

Juan Francisco, Juan, Cristina y Aurora es el equipo de de 'La Gitanilla'. / Javi Alonso

Fue en enero del año 2004 cuando el número 1 de la Plaza de los Derechos Humanos de la capital almeriense, en plena Avenida Pablo Iglesias, se llenó de sabores exquisitos, vinos esenciales y ese toque añejo de la cocina clásica con la inauguración de la Bodega 'La Gitanilla'. Ahora, más de quince años después, este negocio regentado por Juan Verdegay Valverde se ha consolidado como uno de los más aclamados por los amantes de la hostelería tanto de la capital como de la provincia e incluso fuera de esta. "A menudo me llama gente de fuera de Almería e incluso de otras provincias para reservarme mesa y venir a comer al bar", comenta a Diario de Almería este hostelero al que le avalan más de 50 años ya en el sector. "Con 13 años me fui a Barcelona a trabajar. Luego vine para Almería para trabajar con Antonio Cano en Torreluz y más tarde empecé con Juan José Bautista Sevilla, quien fue mi mentor y me enseñó prácticamente todo de este sector", reconoce con gran añoro.

Al entrar en este recóndito establecimiento se mezclan distintos olores de los más embriagadores. A productos frescos, a buena cocina y a grandes vinos. Todo ello, con un toque añejo que nos teletransporta por unos momentos a las más recónditas tabernas de antaño. Nos atiende, en primer lugar, su dueño, el citado Juan Verdegay. Al otro lado de la barra su hijo, Juan Francisco Verdegay, quien está llamado a seguir con el buen hacer de toda su familia en un futuro y a recoger el relevo de su padre. Junto a él su madre, Aurora Ortíz Morales. De sus manos, con la ayuda también de Cristina -en los fogones-, salen los platos más conocidos de este establecimiento. "Por decirte algunos, podría destacar el bacalao con tomate, los caracoles y las patatas con huevo", reconoce la propia Aurora. Y es que esta cocinera de Abla ha sabido mezclar las recetas tradicionales de pueblo dándole su toque personal. "La fritadilla al estilo pueblo es una receta que hacía mi madre. Todo es artesanal. También podemos destacar el rabo de toro y las manitas de cerdo al estilo pueblo, con recetas de antaño", añade esta amante de la cocina.

Juan Verdegay en la puerta de su negocio, 'La Gitanilla'. Juan Verdegay en la puerta de su negocio, 'La Gitanilla'.

Juan Verdegay en la puerta de su negocio, 'La Gitanilla'. / Javi Alonso

Sería imposible imaginarse todos estos platos sin un buen vino sobre la mesa. "Tenemos una gran variedad de vinos de todas las clases y tipos y también somos especialistas en copas, destacando sobretodo las ginebras", relata Juan Verdegay. Este gerente, de hecho, recuerda una anédcota en torno a esta especialidad. "Hace unos años, vino un chico preguntándome si teníamos Wifi y pensé que era una marca nueva de ginebra. Luego vino mi hijo y me dijo que no, que lo que quería era Internet".

El secreto

Sin lugar a dudas, el mejor secreto de este negocio es el buen trato de los trabajadores hacia los clientes y la gran calidad de sus productos. "Los clientes son fijos, tenemos muchos que hasta repiten cada semana. Se van muy contentos a casa y, de hecho, hemos tenido familias que han venido a comer, luego a merendar y por último a cenar con nosotros, sinónimo de que algo estamos haciendo bien y están a gusto". 

Juan Francisco (izquierda) es el hijo de Juan y está llamado a coger el testigo. Juan Francisco (izquierda) es el hijo de Juan y está llamado a coger el testigo.

Juan Francisco (izquierda) es el hijo de Juan y está llamado a coger el testigo. / Javi Alonso

Este establecimiento ha sido visitado por multitud de famosos, políticos, cantantes, actores, toreros, futbolistas y deportistas. Su gerente, de hecho, muestra orgulloso algunas fotos con muchos de ellos como una que guarda con especial cariño junto a Mané, Uche y Negredo de la etapa de la UD Almería en Primera División con Emery como entrenador. 

Situación sanitaria

Como el resto de negocios, 'La Gitanilla' también se ha visto afectado por las medidas restrictivas para poner fin a la situación sanitaria. "Nuestro aforo se ha reducido de unas 50 personas a 25. Además, ahora con el toque de queda estamos abiertos desde las 12:00 hasta las 22:30 horas que han dictado nuestro cierre".

Pese a ello, Juan Verdegay se muestra optimista. "Esperemos que esto pase pronto. Gracias a Dios, pese a estas medidas, no paramos de trabajar y prácticamente a diario tenemos todas las mesas reservadas".

Este establecimiento cuenta con perfil en Instagram. Este establecimiento cuenta con perfil en Instagram.

Este establecimiento cuenta con perfil en Instagram. / Javi Alonso

Recuerden, en el número 1 de la Plaza de los Derechos Humanos, 'La Gitanilla', de martes a domingos abiertos a mediodía y por la noche con el trato más cercano, las mejores de las sonrisas, el mejor servicio y el mejor trato además de unos grandes productos. Y, si lo desean, también pueden contactar con este establecimiento a través de sus Red Social en Instagram.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios