Vivir

Leandro Sánchez, el desconocido cantautor del barrio de La Almedina

  • Su muerte prematura se produjo en 1972, a los 17 días de participar en el III Festival de la Ciudad Luminosa

Leandro Sánchez, el desconocido cantautor del barrio de La Almedina Leandro Sánchez, el desconocido cantautor del barrio de La Almedina

Leandro Sánchez, el desconocido cantautor del barrio de La Almedina

No fue profeta en su tierra aunque llegó a grabar cinco singles y un Long Play. Quizás influyeron diversos factores, posiblemente el que siendo muy joven, casi adolescente, se marchase de Almería lo que contribuyó a que Leandro Sánchez Ruiz, un chaval de la Almedina que estaba destinado a ser un “figurón” en la joven música de los setenta y tuvo un trágico final no haya tenido el reconocimiento total de sus paisanos cuando se han cumplido cuarenta y ocho años de su fallecimiento. Incluso en algunas de sus biografías primarias indicaban a la provincia de Granada como su lugar de nacimiento. Su muerte prematura se produjo en el verano del año 1972, a los diecisiete días de haber participado en la III edición del Festival Internacional de la Ciudad Luminosa de Almería. La madrugada del 14 de agosto un terrible accidente de trafico sesgó la vida del joven cantante almeriense Leandro Sánchez mientras con el resto de su grupo viajaban por la provincia de Albacete dirigiéndose a una localidad madrileña para participar en una gala.

Leandro Sánchez participó sin éxito por segunda vez en el certamen almeriense la noche del 28 de julio de 1972 en los jardines de La Salle, pero su canción “Silvia” posteriormente editada en disco fue eliminada en la primera ronda. Se comentó entonces que Leandro que ya había intervenido, dos años antes en la primera fase del Festival no tenía mucho interés en participar y su actuación fue eclipsada por su propio grupo y su excesivo volumen que impedía oír su voz con nitidez. Su actuación la comentamos ambos en el improvisado vestuario de una de las aulas del colegio La Salle.

El cantante almeriense, poeta del mar, hasta los quince años estuvo viviendo en la capital residiendo en la zona de La Almedina. Cantó en el coro de la catedral. Estudió hasta segundo o tercero de bachiller en el Instituto de Enseñanza Media “Celia Viñas” y después se marchó con unos familiares a tierras gallegas, concretamente al Ferrol del Caudillo. Algunos almerienses de aquello años le recuerdan vagamente por una pequeña academia de música existente entonces en la rambla de Alfareros, posiblemente podría ser la que en aquellos años dirigía el maestro Rafael Barco.

Una vez en tierras gallegas, donde tenía parte de su familia por parte paterna, se embarcó en diversos pesqueros y en las noches silenciosas junto al mar empezó a componer sus primeras canciones. Una corta experiencia y con varios proyectos en la mente se marchó a Madrid donde entre otros grupos formó parte del conjunto “IV Revolución”, llegando a actuar en diversos programas de radio y alguno de TVE. Dos años más tarde hizo una prueba en la compañía Emi-Odeon en Barcelona, donde grabaría su primer disco titulado “La Mar”. Sus canciones reflejaban su propia vida. Aunque en los escasos datos existentes sobre su biografía algunos afirmaban que Leandro era granadino, lo cierto es que era almeriense por los cuatro costados. Así lo dejó reflejado en su bonita composición titulada “Donde me crié” presentada en el Primer Festival de la Canción Luminosa de la Costa del Sol en Almería, cuya letra hablaba de su barrio, la Almedina, la alcazaba, la playa de San Miguel o el castillo de San Telmo. Esta canción que interpretó la noche del 1 de agosto de 1970 bajo la batuta del maestro Rafael Ibarbia en los Jardines de La Salle, tuvo una extraordinaria acogida entre el público y prensa especializada logrando el pase a la noche de la final.

Leandro pese a su prematura muerte llegó a grabar cinco singles y un LP. A su primer disco “La Mar” le siguieron temas conocidos como “Mi barca construiré”, “La pobre mía”, “Rosas Rojas”, “Mujer”, “Quiero recordar” , “Cosas”, “Súper Jet”, “Me gustaría”, “El hombre del tanque rosa” y “Silvia”.

Su prometedora carrera artística, de este poeta del mar, con un marcado carácter mediterráneo se vio trágicamente cortada por un desgraciado accidente. La música de Almería tiene una deuda con él.En Almería, solo unos pocos defendimos su memoria en años posteriores cuando se hablaba de los cantantes nacidos en la tierra que tuvieron proyección nacional con mayor o menor fortuna

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios