Festival de Música Renacentista y Barroca de Vélez Blanco La gesta de Magallanes, banda sonora inaugural

  • Chiavette hizo un recorrido por la música de la época del explorador y consiguió que el público se trasladara a otro tiempo y navegara junto al grupo en el concierto

La gesta de Magallanes, banda sonora inaugural. La gesta de Magallanes, banda sonora inaugural.

La gesta de Magallanes, banda sonora inaugural. / Ricardo García. (Vélez Blanco.)

Navegar por la música que impregnó la época de Fernando Magallanes y relatar su hazaña sirvió para que la compañía Chiavette trasladara a otra época al público que acudió al primer concierto, que inauguraba la XVIII Festival de Música Barroca y Renacentista de Vélez Blanco.

El Claustro del Convento de San Luis fue el lugar escogido como punto de partida a esta cita cultural que se desarrollará hasta el próximo sábado 27 de julio y que contará con talleres de música, seminarios de historia y conciertos con grupos reconocidos dentro del panorama de la música de esta época.

El concierto se celebró bajo el título Navigare necesse est. Música ibérica: Magallanes, su gesta y su tiempo. Pero no fue una actuación de música tradicional, sino que intercalaron la interpretación de distintas piezas con una semblanza sobre Magallanes.

Los artistas relataron la gesta de Magallanes. Los artistas relataron la gesta de Magallanes.

Los artistas relataron la gesta de Magallanes. / Ricardo García. (Vélez Blanco.)

Chiavette está compuesto por: María Sala y Esmeralda Jiménez, tiples; Javier Ares, alto y Mariano Valdezate, tenor; Néstor Pindado, bajo; Juan Carlos de Mulder, vihuela; Martin Bouwens, bajón y Daniel Garay, percusión; y Javier Ares, dirección.

Las voces de los distintos cantantes sonaba a música celestial y perfectamente armonizada. Cantaron paisajes marinos, que se pudieron incluso sentir mediante el sonido de las olas, y personajes de su tiempo según el Cancionero de Medinaceli, que conformaron la primera parte del concierto. Para la segunda parte interpretaron ensaladas y villancicos de Mateo Flecha, que estaban inspirados en relatos de naufragios, la relación del hombre con los mares y la lucha contra los elementos.

Pero los elementos en este caso acompañaron a los componentes de Chiavette, incluso el piar de los pájaros que sobrevolaban el Claustro del Convento acompañaban al instrumental de la vihuela como al relato sobre Magallanes.

Cándida Martínez, directora, y Helena Martínez, coordinadora artística. Cándida Martínez, directora, y Helena Martínez, coordinadora artística.

Cándida Martínez, directora, y Helena Martínez, coordinadora artística. / Ricardo García. (Vélez Blanco.)

La primera parte del Cancionero Medinaceli estuvo compuesto por las siguientes piezas: Dí, perra mora (anónimo); Ojos claros y serenos (G. de Cetina y F. Guerrero); Pues me tienes, Miguel, por esposa (F. Ortega); Fantasía XI (Luys Milan); Sobre una peña do la mar batía (J. Navarro); Ay, Jhesus, qué mal fraile (anónimo); y Recercada III de tenores (D. Ortiz).

Para la segunda parte, la música de Mateo Flecha, el Viejo: Ensalada: El fuego; Villancico spagnuolo: ¡Ay de mí que’n tierra agena!; Gran Duque (anónimo) – Ricercar (M. d’Aquila) – Pasamezzo antico (H. Newsidler); y Ensalada: La Bomba.

Fue oscureciendo en el Claustro del Convento, pero brillando la actuación de los componentes de Chiavette, que conseguían un aplauso casa vez más sonoro y duradero durante su navegar por la actuación.

Chiavette es un nuevo proyecto en la dilatada trayectoria de Antigua Capilla Hispánica que celebra 25 años en los escenarios; se centra en el estudio e interpretación del repertorio polifónico del siglo de oro y primer barroco español para cuarteto vocal en claves altas. Reúne cantores con amplia experiencia en la interpretación del canto polifónico y sus miembros son profesores de canto y/o directores de conjuntos vocales e instrumentales. El proyecto Chiavette se estrenó en el refectorio de Santo Domingo, sede del Centro de Documentación del Agua y del Medio Ambiente del Ayuntamiento de Zaragoza con un programa dedicado al Cancionero de Medinaceli.

Han actuado en diversos espacios y salas de conciertos como el Patio de la Infanta, Sala Luzán, Iglesia del Real Seminario de San Carlos, Aula Magna del Paraninfo de Zaragoza y Auditorios de Huesca y Zaragoza, entre otras, colaborando en diversas programaciones culturales. Organizó junto al Vicerrectorado de la Universidad de Zaragoza un Ciclo de Polifonía selecta en torno al Renacimiento, con un monográfico a doble coro de Tomás Luis de Victoria y villancicos aragoneses del siglo XVII recuperados del Archivo de Música de las Catedrales de Zaragoza.

Chiavette prepara tanto programas a capella como con instrumento alternatim y/o acompañamiento instrumental. Sus últimos colaboradores han sido José Luis González Uriol (órgano), Juan Carlos de Mulder (laúd y vihuela), Virginia Gonzalo (órgano y clave), David Mayoral y Daniel Garay (percusión), Martin Bouwens (bajón), Javier López (tiorba), Saskia Roures (clavicémbalo) y Daniel Zapico (tiorba).

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios