Vivir

La pandemia limita este año el grito feminista

  • Aproximadamente 200 personas se concentraron en Puerta Purchena con motivo del Día Internacional de la Mujer antes de marchar por el Paseo de Almería hasta concluir en General Tamayo

La Puerta Purchena acogió esta concentración. La Puerta Purchena acogió esta concentración.

La Puerta Purchena acogió esta concentración. / Javi Alonso

Unas 200 personas se han concentrado este lunes en la Puerta Purchena de la capital almeriense con motivo del 8M, Día Internacional de la Mujer Trabajadora.

A las siete y media de la tarde arrancó la cacerolada para reivindicar la situación actual de pandemia, la cual junto al cambio climático, "ha golpeado fuertemente a las mujeres, precarizando aun más sus condiciones de vida y trabajo", como mantienen desde el Movimiento Feminista del Sindicato Andaluz de Trabajadores de Almería.

Cacerolada para reivindicar los derechos de las mujeres. Cacerolada para reivindicar los derechos de las mujeres.

Cacerolada para reivindicar los derechos de las mujeres. / Javi Alonso

"Las mujeres siguen realizando los trabajos no remunerados de cuidados, sin embargo, no se consideran esenciales para el sostenimiento de la vida. Denunciamos la precariedad del trabajo doméstico y de cuidados, exigimos que se visibilice y se reconozca su valor y dignidad. Pensiones dignas para las mujeres mayores, una Renta Básica Universal que garantice los ingresos mínimos para que se pueda vivir dignamente", indicaron en su manifiesto.

La concentración, que iba a ser en un principio solamente en Puerta Purchena, discurrió por todo el Paseo de Almería hasta llegar a General Tamayo, donde acabó.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios