Cárcel por impedir que su mujer pudiera entrar a su vivienda

Una juez de Almería ha condenado a siete meses de prisión a un hombre que cambió la cerradura de su vivienda para que su mujer, con la que se encontraba en trámites de separación, no pudiera entrar en el domicilio familiar pese a que este era aún la residencia habitual de la perjudicada, quien se vio obligada a buscar cobijo en casa de su hermana. El fallo, que no es firme ya que contra él cabe recurso ante la Audiencia Provincial, impone al acusado la prohibición de acercarse al domicilio o lugar de trabajo de la víctima a menos de 500 metros durante dos años así como a comunicarse con ella durante el mismo periodo de tiempo. Asimismo, le impone seis meses más en las mismas condiciones por un delito leve de vejaciones injustas, por lo que además deberá estar diez días bajo localización permanente. La sentencia, consultada por Europa Press, da por probado que entre los pasados meses de abril y mayo, el acusado había dirigido hacia su esposa, con la que estaba en trámites de separación tras 21 años de matrimonio, expresiones ofensivas y malsonantes.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios