Condenado a casi ocho años por agredir y retener a su expareja e hijas

La Audiencia Provincial de Almería ha condenado a siete años y nueve meses de prisión a F.J.V.R. después de que retuviera durante una semana en su domicilio de la capital bajo llave a sus hijas pequeñas y a su expareja, sobre la que tenía una orden de alejamiento y a la que agredió y amenazó de muerte para obligarla a que permaneciera con él en la vivienda.

El fallo, sobre la que cabe recurso de apelación ante el TSJA, impone al acusado cinco años de prisión por detención ilegal, y otros dos años por lesiones agravadas y un delito continuado de amenazas, de forma que además dicta una orden de alejamiento a 500 metros y de incomunicación con la víctima de cuatro años. También le condena a nueve meses de cárcel por quebrantamiento de medida cautelar al saltarse la anterior medida de protección.

Según la sentencia consultada por Europa Press, el acusado llamó a su expareja para que acudiera a su domicilio con las niñas de entonces seis y nueve años porque quería verlas, a lo que la mujer accedió y se personó en el inmueble con las pequeñas; momento en el que el maltratador cerró la puerta con llave para retenerlas allí y privarlas de salir a la calle.

Aunque la víctima trató de disuadirlo, el acusado se puso "muy agresivo" por lo que para "calmar la situación" le dijo que se quedaría con él, lo que no impidió que ya de noche el hombre se alterara "aún más".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios