Fin de la huelga de Calar Alto, y con "esperanza" de una solución

  • Los trabajadores retoman la actividad tras una semana de paro La reunión del viernes es decisiva

La actividad se retoma hoy en el observatorio de Calar Alto, tras una semana de huelga y de protestas en la que los trabajadores han reivindicado un aumento de presupuesto y su rechazo a los recortes aplicados por el Centro Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) y Max Planck, dueños de las instalaciones, del 60% del presupuesto. Tras las manifestaciones llevadas a cabo en Madrid, Granada y Almería, la plantilla se muestra ahora "con esperanza" de que el comité ejecutivo reconsidere en su próxima reunión en "drástico recorte" del observatorio.

David Galadí-Enríquez, jefe del departamento de Astronomía y responsable de comunicación del observatorio, aseguró ayer a Diario de Almería que mañana viernes está prevista una reunión de los comités adicionales creados por la entidad, entre ellos la del comité económico, para analizar el impacto de la merma en el presupuesto. Es precisamente en esta reunión en la que el delegado de personal y representante sindical de UGT, Ricardo Hernández, tiene la vista puesta para llegar a una solución y acuerdo. Cabe recordar que ya los trabajadores presentaron una contrapropuesta para salvar las instalaciones y los proyectos, que fue rechazada, pero no formalmente, por CSIC y Max Planck.

"Estamos dispuestos a considerar recortes, pero no letales", como apuntó el jefe de Astronomía, al tiempo que recordó que anteriormente el centro contaba con unos cuatro millones de presupuesto anual.

El portavoz del observatorio de Calar Alto aseguró que los empleados se sienten "respaldados" por partidos políticos, sindicatos, universidades e instituciones a todos los niveles excepto por quienes "tomas las decisiones", con lo que ha señalado directamente a los titulares de la instalación como "los únicos que están en contra" de lo proponen los trabajadores.

Al grito de "CSIC, Max Planck, cambiad ya vuestro plan", más de medio de centenar de empleados acompañados por aficionados a la astronomía y representantes políticos del PSOE se manifestaron ayer por la mañana durante una hora en la última jornada de huelga. Los trabajadores volverán a su puesto de trabajo este hoy tras la salida del sol.

Esperanzados en que las protestas hayan tenido calado, esperan ahora que haya novedades "pronto" y que la situación vuelva a la normalidad lo antes posible, por el bien del centro científico, del personal que trabaja en él, y del beneficio que repercute en la sociedad.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios