El Gobierno, obligado a pagar el derrumbe de la ciudad deportiva

  • La Audiencia Nacional ha fallado a favor del Consistorio que pidió la devolución de los 130.000 euros que gastó para retirar los escombros que provocó el alud en 2007

Victoria moral y, sobre todo, económica. Eso es lo que ha conseguido el Ayuntamiento de Macael ante el Gobierno Central tras conocer el fallo a su favor por parte de la Audiencia Nacional que obliga ahora a la administración central a devolver los 130.000 euros que se gastó el consistorio macaelense para retiar los escombros del alud de 150.000 metros cúbicos de tierra que, en abril de 2007, sepultaron el graderío sur de la ciudad deportiva municipal y dejó al descubierto los cimientos de un edificio de oficinas.

Juan Pastor, alcalde de Macael, afirma que la notificación recibida hace unos quince días "supone todo un balón de oxígeno para nuestras arcas, muy maltrechas, y confirma, por encima de todo, que actuamos con lógica, prudencia y siempre basándonos en informes técnicos que requerían que actuásemos para evitar males mayores".

Hay que recordar que la Dirección General de Protección Civil y Emergencias rechazó abonar al Ayuntamiento de Macael la citada cantidad al considerar que los trabajos de recogida de escombros "no fue ni inmediata ni inaplazable", requisitos ambos para declarar la la intervención de emergencia pese a que un informe geotécnico aconsejó el retraso de 15 días en el comienzo de las obras "por motivos de seguridad".

Pastor señala que "si huiésemos metido la pala de inmediato sin tener en cuenta el informe nos habríamos gastado más de medio millón de euros y habríamos puesto en riesgo todos los edificios colindantes".

Ante la negativa de la la Dirección General de Protección Civil, el Ayuntamiento interpueso un recurso contencioso-administrativo a mediados de junio que, casi un año más tarde, ha dado sus frutos y obliga ahora al Gobierno Central a devolver el dinero que gastó el consistorio, y que a modo de ejemplo, "supone el dinero que gastamos cada mes en pagar las nóminas de todos los empleados del Ayuntamiento", explica el regidor.

En cualquier caso, el Estado tiene ahora dos meses de plazo -uno y medio a fecha de hoy ya que la resolución se notificó hace dos semanas- para recurrir la sentencia. "Si sucede eso puede que cuando conozcamos la nueva resolución yo ya no esté ni siquiera como alcalde", afirma Pastor, que se muestra convencido de que el Gobierno Central no lleve a cabo esa opción "porque se ha demostrado que en su día se tomó la decisión de forma arbitraria a través de una persona de Madrid que dictaminó en contra nuestra sin tener en cuenta todos los antecedentes del suceso".

El deslizamiento de los 150.000 metros cúbicos de tierra en una ladera adyacente al polígono industrial Rubira Sola de Macael comenzó en la madrugada del 21 de abril de 2007 y dos días después había sepultado parte de la ciudad deportiva e invadido en 20 metros el solar ubicado a apenas diez del pie del cerro. Los trabajos de retirada de los escombros que generó el deslizamiento supusieron 4.000 portes hasta el vertedero de residuos inertes de la comarca del Alto Almanzora y afectaron también al inmueble de la empresa de mármol Caelpa, ubicada en lo alto del cerro a unos 150 metros de altura y cuyos cimientos quedaron al aire para derrumbarse cinco meses después.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios