Una feria para no perderse ni un solo minuto

  • La caseta de la Bodega del Jamón acoge este mediodía un concierto del grupo Duendeando

Los ejidenses apuran ya las últimas horas de San Isidro exprimiendo cada minuto, tanto de la feria de día como de noche. Los establecimientos hosteleros han notado estos días mucha más afluencia de clientes con ganas de pasar un buen rato entorno a un rebujito, cerveza o tinto de verano. Aún así, son las casetas del recinto ferial las que más visitas reciben cada día desde que arrancase la feria del mediodía este jueves.

Desde la una de la tarde, las tapas y la buena música se han convertido en ingredientes fundamentales de unas fiestas que van a quedar ya para el recuerdo. Entre los establecimientos que ofrecen su propuesta de ocio en pleno recinto está la caseta de la Bodega del Jamón, donde a la selección que pinchan cada día los DJs Ernesto Zapata y Chus García, se suma hoy el concierto del grupo Duendeando a partir de las tres de la tarde. Por la noche, a partir de las nueve y cada día desde el pasado jueves, esta caseta y las ocho restantes del recinto abrirán para continuar ofreciendo buena gastronomía, música y, entrada la madrugada, también copas.

A la feria de San Isidro aún le queda un domingo que promete no defraudar a los que tienen ganas de fiesta.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios