50 agentes atrapan al presunto asesino de Bujalance

  • El sospechoso, en busca y captura antes del crimen, fue detenido en Andújar

Hasta medio centenar de guardias civiles fue necesario movilizar para detener en Andújar al presunto asesino de José Reyes González en Bujalance, R. H. C., alias Rafi, de tan sólo 28 años y considerado como el prófugo más peligroso de Córdoba. Según ha podido saber este diario, en el operativo, "muy complejo" y "de los más espectaculares de Andalucía", participó un equipo de una veintena de agentes del Grupo Rural de Seguridad número dos con sede en Sevilla -conocidos como los GEO de la Guardia Civil-, además de miembros de la Policía Judicial de la Comandancia de Córdoba -que eran los que venían siguiendo el rastro de Rafi desde que supuestamente cometiera el asesinato el pasado 9 de noviembre- y patrullas de Jaén.

Según informó ayer la Guardia Civil, el operativo se precipitó en la tarde del viernes. Después de los sucesos de la barriada de Santiago de Bujalance -en el que murió un hombre de 51 años por un disparo en la cabeza asestado presuntamente por R. H. C.-, Rafi y toda su familia huyeron de este municipio. El joven, que ya era prófugo desde que huyó de prisión en 2006 durante un permiso carcelario, se ocultó en un principio en una casa aislada del paraje San José de Escobar, en el término municipal de Andújar. El día 18, cinco días antes de que muriera en el hospital José Reyes, fue localizado por la Guardia Civil. Sin embargo, Rafi logró zafarse de la presión policial y darse a la fuga una vez más, aunque el Instituto Armado pudo detener a las otras cinco personas que lo acompañaban, casi todos familiares.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios