Desayunos informativos

"Hemos demostrado que austeridad y bienestar no son incompatibles"

  • Jiménez Barrios resalta el "éxito incuestionable" de cumplir el objetivo de déficit en 2013

Comentarios 1

El consejero de la Presidencia de la Junta de Andalucía, Manuel Jiménez Barrios, aprovechó el desayuno informativo de ayer en Cádiz para analizar la situación actual de la comunidad autónoma y los siete meses de gestión que suma el Gobierno que preside Susana Díaz. En este último punto incidió en que la coalición que conforman el PSOE e IU en Andalucía “ha sabido demostrar que rigor y austeridad no son incompatibles con el mantenimiento del estado del bienestar”.

De manera muy especial Jiménez Barrios elogió que Andalucía fuera capaz en 2013 de cumplir el objetivo de déficit público fijado por el Gobierno. “Ha sido un éxito incuestionable que ha sido reconocido hasta por el propio presidente del Gobierno de España, y ya era hora de que le reconocieran algo a Andalucía”, subrayó.

Pero esta apuesta por la austeridad y el control del gasto público no ha sido óbice, dijo el consejero de la Presidencia, para que la Junta haya podido mantener su compromiso con el estado del bienestar, un objetivo este último que sintetizó en cuatro patas esenciales: la priorización de la educación pública, la defensa de la sanidad universal, la preservación de los servicios sociales y la multiplicación de la atención a aquellos colectivos que más están sufriendo los efectos de la crisis en materias como la vivienda o las pensiones, entre otras.

Sin olvidar en ningún momento la crudeza de la recesión económica que desde hace años sufren España y Andalucía, y reconociendo que los últimos datos del paro son malos sin paliativos, Jiménez Barrios se posicionó al lado de aquéllos que entienden que hay indicadores económicos que invitan al optimismo. Pero ahí quiso dejar claro que la salida de la crisis no puede venir sólo por la acción política. “Encauzar la salida de la crisis, ayudar a nuestras empresas, a los trabajadores y sus familias, y a los jóvenes es la gran tarea colectiva que tenemos por delante, aunque se trata de un reto que nos concierne a todos, a los que nos dedicamos a la política, desde luego, pero también al conjunto de la sociedad”.

Durante su intervención, en la que estuvo arropado por el vicepresidente del Gobierno andaluz, Diego Valderas, y por la consejera de Hacienda, María Jesús Montero, el también parlamentario andaluz del PSOE por Cádiz aprovechó para reclamar al Gobierno de España no sólo un plan especial de empleo para Andalucía, similar al que ya tienen otras comunidades, sino también un mayor compromiso estatal con un incremento de la dotación económica para el corredor central ferroviario. Sobre esta última cuestión, Jiménez Barrios lamentó el escaso montante reservado para la mejora del tramo Algeciras-Bobadilla –“imprescindible para el desarrollo económico de Andalucía”, aseveró–  en contradicción con la “extraordinaria inversión pública” que el Gobierno de España ha reservado para otras zonas del litoral nacional.

En cuanto al futuro vinculado al empleo, se mostró convencido de que el Gobierno de Susana Díaz será capaz de situar a Andalucía “en la estrategia de Especialización Inteligente que nos demanda la Unión Europea” y ahí situó las iniciativas emprendidas por la Junta no sólo para producir un cambio estratégico a través de la apuesta por sectores económicos emergentes sino también para recuperar otros sectores muy deteriorados por la crisis como la construcción o la minería.

Y en el ámbito legislativo destacó la próxima aprobación en el Parlamento andaluz del anteproyecto de ley de mejora de la regulación económica que, vaticinó, simplificará los requisitos exigibles para la creación de empresas, y también la incorporación por ley en los Presupuestos de la Junta de los criterios de Intervención “para evitar para siempre que puedan volver a producirse casos tan bochornosos como el de los ERE fraudulentos que tanto daño han hecho a la imagen y al buen nombre de Andalucía”, reconoció.

Manuel Jiménez Barrios dijo con orgullo que es “un apasionado de la política” que sigue siendo, dijo, el camino más directo para mejorar la vida de la gente. “Y si no lo conseguimos, tenemos que cambiar de política pero nunca renunciar a ella”, arguyó. 

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios