¡Que el ritmo y la diversión no paren!

  • La Caseta Municipal volvió a colgar el cartel de 'lleno' en una noche muy política · Guarapo, centro de reunión de jóvenes

La Feria de Almería entra ya en su ecuador y las ganas de divertirse y pasarlo bien siguen aún intactas entre los almerienses. Buena prueba de ello la dieron en la noche del martes en la Caseta Municipal donde diariamente trabajan Interalmería y Almería Actualidad y donde miles de personas, provenientes de Argentina, Suecia, Tíjola, Alhama, el Zapillo o el Puche, volvieron a abarrotar la caseta .

Como cada noche, la mejor música vino de manos de varias orquestas que amenizaron la velada de todos los almerienses que cada día escogen este rincón del Recinto Ferial para divertirse durante estos ocho días de fiesta.

Tampoco faltaron las visitas políticas y de otros ámbitos y así, el set de Interalmería y Almería Actualidad contaron con la presencia de Juan Carlos Usero, presidente de la Diputación Provincial; Diego Valderas, coordinador de Izquierda Unida en Andalucía; Pilar Navarro, diputada Nacional del PP; la concejal de Turismo del Ayuntamiento, María Vázquez; el secretario de Política Institucional del PSOE, Juan Antonio Segura Vizcaíno o la presidenta de la Asociación de la Prensa de Almería, Covadonga Porrúa.

Por Guarapo además de personalidades políticas y del mundo del periodismo de Almería, también se acercaron representantes de muchos países del mundo. Senegal, Italia, Inglaterra, Argentina, Ecuador y Portugal tuvieron su representación y pisaron la alfombra roja de la zona vip de Almería Actualidad. Además de ser la sala más grande de todo el ferial, también se ha convertido en el mejor lugar de reunión para todos los jóvenes, universitarios, estudiantes y recién licenciados.

Los espectáculos que cada noche alegran la vista a los clientes de Guarapo y suponen el plato más exquisito de toda la feria de la noche. Para muestra un botón. Los gogós Patricio e Irene, bailaron al ritmo de la mejor música y fueron el centro de atención de todo el que visitaba la caseta. Los que pasaban por la puerta no podían contener la curiosidad y cuando entraban y se quedaban.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios