Andalucía: La moda que viene

Desde el martes y hasta el viernes se celebrará en el Real Monasterio de San Clemente de Sevilla la sexta edición de una cita, "Andalucía de Moda", donde, a la vez que los creadores consagrados de nuestra comunidad muestran sus nuevas colecciones, se da la oportunidad a diez chicos y chicas a proponer un concepto del vestir pensado más en futuro que en presente. Son las revolucionarias ideas de unas generaciones que nos disponemos a conocer para, como si sobre un bíblico libro en blanco se tratara, escribir ahí los mandamientos de ese diseño por venir.

Francisco Andrés Sánchez (Curro Sánchez), 19 años (Málaga)

Con las ideas muy claras acude por vez primera este malagueño al "Certamen de Diseñadores Noveles" presentando unas prendas inspiradas en los años 20 y bautizadas genéricamente como Charlot. Responsable también de sus complementos (bolsos, tocados y bisutería), el joven piensa que, con su perspectiva, puede aportar un concepto distinto a lo ya existente. "Poco a poco, en Andalucía se están abriendo miras", reconoce al tiempo que, nuestro admirador de John Galliano, acepta cómo, en caso de querer triunfar en la moda, todavía es necesario salir fuera de nuestras fronteras.

Pablo Lanzarote, 24 años (Cádiz)

Ganó la última edición del Certamen Regional de la Pasarela Jaén y afirma que, gracias a eso, se le han abierto algunas puertas. Para que no se duerman mis sentidos, tema de Manolo García, es el título de una obra con la que, centrándose en las diferentes décadas que la conforman, Pablo Lanzarote repasará el siglo XX. "Para ir sin llamar la atención, mejor no te vistas", confiesa este otro seguidor de Galliano ilusionado, que no nervioso, con la posibilidad de desfilar esta semana ante el público especializado que aguarda la multitud de propuestas que se preparan.

Conchi Rosas (Concepción Rosas), 29 años (Granada)

Después de licenciarse en Bellas Artes -y de hacer varios cursos-, Conchi decidió aventurarse en un mundillo que, según sus palabras, no es nada fácil. "Para montar un taller hace falta bastante dinero y, por lo demás, es como todo, alguien tiene que apostar por ti", explica la entrevistada. No obstante, Rosas está decidida a seguir luchando y, por eso, ha reciclado diversas fundas de colchones como materia prima para Mudanza, una clara protesta al momento de crisis que vivimos. "Casi todo está inventado", matiza esta oriunda de Loja. "Se trata de darle tu sello a lo ya había".

Sandra López, 22 años; Hannah Dominguez, 21 y Mª del Carmen López, 28 (DCroz) (Málaga)

Aunque sólo la primera es original de Málaga (Hannah es de Barcelona y Carmen, cordobesa), las tres coincidieron en la capital de la Costa del Sol estudiando y decidieron unir sus destinos en una aventura llamada Dcroz donde, la realidad que nos rodea, es el principal leit motiv. "Como ahora se lleva lo cani, hemos jugado con lo deportivo pero con un punto alternativo", comenta Sandra en representación del resto. Así, en base al gris -con matices de rosas, turquesas o naranjas-, gira una filosofía que, al menos, promete sorprendernos.

María Isabel González (María I_Glez), 26 años (Málaga)

Las moscas han sido la base escogida por María Isabel para Black flies, idea realizada en tejidos negros que tornasolan en azul y que recuerdan a unos insectos a partir de los que nacen diez originales trajes de cóctel y un mono. "Me ha resultado muy complicado porque, al no tener demasiado bagaje, había cosas que no se terminaban de quedar y tenía que investigar cómo hacerlo", recuerda una mujer consciente de la importancia de este tipo de iniciativas. "En casa no te ve nadie. Participar es una experiencia".

Verónica Vergara, 25 años (Sevilla)

Más de 9.000 euros ha sido la inversión realizada para poder construir Platino, regreso a los 80 donde, a la vez, existe una interesante mirada futurista. "No somos sólo volantes", afirma esta sevillana apasionada de su trabajo. "He ido a buscar las telas a Barcelona. Son sedas salvajes y otomanes y, además, llevo bolsos de metal, cadenas, plumas…". Un universo lleno de posibilidades que, atención, nació a partir de una foto de Alaska. "La descubrí y, a partir de entonces, indagué en esa época", concluye Vegara.

Soffia Laserrot (Contraddiction), 23 años (Granada)

Singular y transgresora es Soffía Laserrot quien ha acudido a las siluetas de carácter japonés para fusionarlas con plásticos o poliéster y probar suerte, eso sí, con unos cimientos asentados en la sobriedad y en la sencillez. "Lo mismo al sector tradicional no le gusta tanto Nippon Flux pero a mí me parece algo fresco", nos aclara alguien que le ha cogido el placer a una actividad en la que pueden volcarse no menos inquietudes. "Hay un montón de salidas: cine, teatro, estilismo, editoriales…", proyecta la responsable de la firma, Contraddictión.

Mercedes Mercado, 24 años (Granada)

Attraction of the outsider (Atracción desde el otro lado) es el sugerente tránsito de la infancia a la madurez plasmado por esta estudiante de la Escuela de Artes de Granada a través de piezas confeccionadas en encajes y puntillas que oscilan simbólicamente desde el blanco y hasta el negro. "Mi propósito es contribuir a la modernidad y frescura de mis clientas", reconoce Mercedes, enamorada desde pequeña de la estética. "Mis padres se dedican a la restauración y, lo artístico, es algo que, sin duda, me ha marcado desde siempre.

José Ignacio Díaz (DMarse), 23 años (Córdoba)

Con la lencería en tono maquillaje como hilo conductor transcurre Vendetta, donde el cordobés ha volcado una trayectoria en la que figuran prácticas con José Castro o Victorio y Lucchino. "También he usado chaquetas de polipiel con cuellos grandes para imprimir un carácter agresivo a un sensual estilismo.

Carmen Alonso (Carmen), 20 años (Sevilla)

A medio camino entre la niña y la adulta (un espíritu similar al de Mercedes Mercado) se mueve el estilo que plasma en Ultramarine esta veinteañera miembro de una familia de empresarios que ha contado con el incondicional apoyo de los suyos. "He empleado telas vaporosas y el tono ultramarino como constante de una filosofía muy femenina y, algo que es esencial para mí, muy funcional", avanza Carmen ilusionada por poder hallar, igual que sus compañeros -y, sin embargo, amigos-, una clara dirección hacia un destino ligado por y para siempre a la moda.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios