"El ser humano ha cambiado muy poco en tres milenios"

  • Antonio Cabanas publica su tercera novela, 'El sueño milenario', un 'thriller' sobre el Egipto antiguo ambientado en los actuales Madrid, Nueva York y El Cairo

"He hecho lo que quería hacer. Transmito al lector mis emociones, hablo de cómo veo yo la vida a través de mis personajes", comenta Antonio Cabanas sobre El sueño milenario, su última novela, "la que siempre quise escribir". Este canario, piloto de Iberia, vuelve al tema de la Egiptología en su tercera novela tras el éxito cosechado por El ladrón de tumbas y La conjura del faraón. Pero en esta ocasión la historia se desarrolla en la actualidad, porque "la novela histórica me gusta, pero quería probar con otro género. Está ambientada en Egipto, tiene ese halo de misterio que mueve la trama, pero quería que fuera ficción. Es algo diferente a lo anterior, y puede ser diferente a lo próximo".

El sueño milenario parte de una antigua leyenda egipcia para adentrarse en "las propias ambiciones de las personas y lo que son capaces de hacer por conseguir lo que desean". Su protagonista, Julia, una mujer normal, es "un personaje al que quiero, del que me enamoré. Me parece un personaje muy interesante porque refleja más o menos bien cómo es la sociedad actual para las mujeres". A medida que avanza la novela, su personaje principal sale de la monotonía para formar parte del misterio, lo que permite a su autor reflexionar sobre la identidad humana. "Julia se da cuenta de que va cambiando. La vida que antes le parecía buena ahora la encuentra vacía. Ya no es la vida que le hubiera gustado llevar o la que quiere llevar en ese momento".

Para preparar la novela Cabanas estuvo tres semanas en El Cairo, una ciudad que conoce bastante bien, pero en la que tenía que investigar "determinados pasajes que necesitaba". Visitó la Ciudad de los Muertos, el mayor cementerio de la ciudad, en el que viven casi medio millón de personas. "Los mausoleos pertenecen a familias desde hace cientos de años, y en ellos se ha instalado gente que vive allí como si los tuviera registrados a su nombre. Es curioso ver cómo sacan agua de los canales y cómo tienen luz eléctrica. Es increíble que dentro de un túmulo tengan una parabólica donde la gente puede ver la Champions".

También estuvo en los sótanos del museo de El Cairo, "un lugar apasionante, porque los sótanos del museo albergan en su interior unas 60.000 piezas que no pueden ser expuestas porque no hay sitio, y muchas de ellas no están ni tan siquiera catalogadas".

Cabanas es un amante del antiguo Egipto desde su niñez. "Cuando estaba estudiando en el colegio vi por primera vez la máscara de la tumba de Tutankamón en mi libro de texto, y aquello me hizo soñar. Fue el embrión que empezó a germinar, hasta que llegó un momento en que todo mi tiempo libre lo dedicaba al estudio de esta civilización y a viajar y conocer su país". En sus libros transmite la pasión por una cultura que "no deja a nadie indiferente, está llena de magia. Es una tierra santa, eso dice la gente de allí, y eso creían los antiguos egipcios. Es un poco como cuando paseas por el barrio de Santa Cruz, por esas callejas, y notas el duende".

Asegura que el éxito de sus libros se debe a que "todo el mundo es capaz de darse cuenta de la grandeza de esa civilización que duró 3.000 años, cuando la nuestra tiene sólo 2.000. Es una civilización que con muchos menos medios erigía monumentos que nosotros hoy no podríamos mejorar". Sin embargo, no pretende crear libros históricos rigurosos, sino "contar una historia con personajes que me interesan y, sobre todo, demostrar que el ser humano ha cambiado muy poco a través de los milenios. Lo que quiero es que el lector pueda viajar conmigo en esta aventura".

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios