La pedanía de San Juan de los Terreros ya está más cerca del núcleo urbano

  • Ayer se inauguró el acondicionamiento de la A-350 que ha supuesto una inversión de 12,5 millones y ha creado 190 empleos

El director general de Infraestructuras Viarias de la Consejería de Obras Públicas y Vivienda, Pedro Rodríguez Armenteros, fue el encargado ayer de poner en servicio el acondicionamiento de la carretera A-350, desde la intersección con la A-1201 en Pulpí a la intersección con la A-332 en San Juan de los Terreros. Las obras han supuesto una inversión de 12,5 millones de euros y han generado un empleo asociado de 190 puestos de trabajo, de ellos 110 directos y 80 inducidos.

La actuación ha consistido en el acondicionamiento de un tramo de 10.308 metros de la A-350, que tiene su origen en el ramal de acceso a la glorieta del peaje de la AP-7 y finaliza en el enlace de unión con la A-332 en San Juan de los Terreros. La adecuación se ha llevado a cabo con una calzada única, con dos sentidos de circulación, con un carril de 3,5 metros de ancho para cada lado y arcenes de 1,5 metros. Se ha incluido también un carril para vehículos lentos en la zona del Cerro Aguilón para facilitar el adelantamiento de vehículos pesados en la pendiente de esta zona. La velocidad permitida para la vía es de 70 kilómetros/hora.

A lo largo de la traza se han construido tres estructuras, dos de ellas para salvar la línea de ferrocarril Lorca-Águilas; y seis pasos inferiores. Asimismo, se ha construido un carril para el tráfico lento en el tramo de acondicionamiento, más montañoso, con 2.580 metros de longitud y en sentido Terreros-Pulpí.

Además, se ha llevado a cabo la reposición de una vía pecuaria de 2.145 metros de longitud y de los accesos colindantes, con un total de 1.285 metros de caminos y 894 metros de caminos de servicio.

De igual modo, el acondicionamiento de la A-350 ha incluido el tramo de nuevo trazado de la variante este de Pulpí, que comienza en la intersección con la carretera A-1201 y finaliza en la glorieta de conexión con la AP-7 (Autopista Cartagena-Vera). Este tramo se puso en servicio el mes de julio para evitar que el tráfico de largo recorrido, más intenso en los meses de verano, atravesara el núcleo urbano de Pulpí.

Esta carretera se ha llevado a cabo con medidas especiales de protección y adecuación con el medio por el que discurre. De hecho, durante los meses de marzo y julio, periodo de reproducción de la tortuga mora, no se han ejecutado movimientos de tierra. Igualmente, se han construido 'pasos secos', compuestos por tubos y rampas de acceso en arqueta, para permitir el paso de la fauna desde ambos lados de la carretera.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios