Alumnos del IES Argar contra las enfermedades poco frecuentes

  • Los estudiantes de Primero de Bachillerato ponen en marcha el proyecto Bielka

Alumnos del IES Argar contra las enfermedades poco frecuentes Alumnos del IES Argar contra las enfermedades poco frecuentes

Alumnos del IES Argar contra las enfermedades poco frecuentes

Los alumnos del IES El Argar han puesto en marcha el proyecto Bielka, una iniciativa solidaria para medir el grado de accesibilidad y adaptación de las zonas más transitadas de Almería.

El pasado viernes los 29 estudiantes de primero de bachillerato b se armaron de folios y bolígrafos para salir a la calle y evaluar ellos mismos, de manera minuciosa, la problemática con la que se topan las personas con enfermedades poco frecuentes y de movilidad reducida a la hora de desplazarse. Acompañados por el propulsor de la idea y profesor de Lengua y Literatura, Alberto Asencio, los alumnos recorrieron el paseo principal de la capital. "El proyecto recibe el nombre de Bielka porque una de las compañeras se llama así y tiene una enfermedad poco frecuente que le dificulta el poder moverse por la ciudad", afirmó Alberto.

En uno de los descansos allí estaba ella rodeada por sus compañeros. Bielka es una joven de 16 años con una sonrisa bien puesta entre las mejillas. Ella padece Artrogriposis Múltiple Congénita, un síndrome clínico que se da con poca frecuencia y que afecta a varias articulaciones del organismo. Tal es la dificultad con la que la joven llega a toparse que no dudó en asegurar que "en ocasiones prefiero no salir de casa porque hay muchos lugares por donde no puedo ir o entrar".

La solidaridad ha sido uno de los ingredientes clave para que el estudio se pudiera en marcha. Los alumnos cuentan con el apoyo por parte de la Fundación Poco Frecuente de la provincia. La entidad sin ánimo de lucro lleva a cabo actividades para poner en práctica proyectos de investigación y atención a personas afectadas por enfermedades poco frecuentes y a sus familiares. Antonio Bañón, presidente de la fundación, resaltó que "es importante y difícil el trabajo que están realizando los alumnos con su profesor Alberto. Lo que queremos es tener un mapa real sobre la accesibilidad de la capital y que mejor que esté realizado por alumnos que conviven con el problema". En la provincia hay alrededor de 40.000 afectados por enfermedades poco frecuentes y "aunque es difícil e imposible atender a todos" con este estudio se ofrecerá una ayuda general.

Durante ese primer día de trabajo los alumnos se encargaron de medir los tiempos de los semáforos, la iluminación y si los mismos cuentan con la incorporación de sonido adaptado a las personas con falta auditiva. Calcular la inclinación de las rampas, las medidas, la equipación de los comercios, entrevistas a los ciudadanos y observar si los transportes públicos cumplen las medidas reglamentarias a la hora de realizar las paradas, fueron otras de las actividades llevadas a cabo. Tras finalizar la jornada los estudiantes destacaron la existencia de una falsa adaptación por parte de algunos comercios mediante rampas de difícil acceso y observaron que el escaso tiempo que ofrecen los semáforos para cruzar las calles se convierte en otro claro obstáculo. "Tenemos la intención de presentar el estudio, una vez finalizado, al ayuntamiento para poder obtener mejoras" afirmó Alberto.

Aunque ya se ha dado el primer paso, todavía quedan meses de trabajo por delante. La educación de los mayores y de la sociedad en ocasiones puede ser impartida por los propios estudiantes y esta iniciativa es un claro ejemplo de ello.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios