Fútbol

Goleada del CD Ejido en casa

  • El equipo de Alberto González logra la primera victoria del curso ante el Lorca Deportiva por 5-1

Celebración del primer gol. Celebración del primer gol.

Celebración del primer gol.

A la sexta, gracias a la ansiada efectividad de cara a puerta, fue la vencida. Primera victoria del curso para el CD El Ejido tras golear ayer a un flojo Lorca Deportiva que se vio superado por un cuadro celeste que tuvo un inicio espectacular, haciendo subir al marcador el 3-0 a los diez minutos de un partido en el que los almerienses fueron siempre superiores a su rival, recién ascendido a la categoría de bronce por la que precisamente lucharon ambos enel play off de ascenso a Segunda División B de la campaña 2015-2016, siendo el CDEl Ejido el vencedor de esa eliminatoria. Alberto González apostó por el mismo sistema de la semana anterior, que no dio premio en forma de puntos a su equipo en casa del Betis Deportivo (2-0) pero hizo que se viese un conjunto con más mordiente. Ayer solamente hubo dos cambios en el once, el de Cristian Arco, que debutaba bajo palos al estar Gianfranco lesionado, y la rotación de posiciones de Velasco, que empezó en banda derecha, y Echu, de enganche, detrás de Carralero, que volvía a ser la referencia en ataque. Pero al contrario que en el choque en tierras hispalenses, el cuadro ejidense sí que tuvo efectividad. Y de una forma mayúscula. Carralero, que recibió un buen pase de Emilio Cubo, marcó a los cuatro minutos con un potente zurdazo. Primera ocasión local y gol. Era la primera vez que el CD El Ejido inauguraba el marcador este curso en Santo Domingo.Ya decía González que si uno empieza ganando el panorama es muy distinto, los jugadores se liberan de mucha presión. Del malagueño es conocida también la frase de “solo nos hace falta que entre la pelotita” y ayer entró. En el minuto 8, otra asistencia magistral al área de Cubo, que a diferencia de partidos anteriores sí estaba teniendo protagonismo al ataque, acabó con la finalización de Echu con la izquierda para batir a Simón y hacer el 2-0. Los celestes estaban a tope y solamente dos minutos más tarde, el Lorca Deportiva, que mostraba muchas carencias en tareas defensivas y que no pasaba prácticamente del centro del campo, encajó el tercero, que llegaría tras otra carrera por banda derecha de Emilio Cubo, cuyo centro encontró la cabeza de Velasco. Diez minutos de partido y marcador ya reflejaba el 3-0 a favor de un cuadro local arrolador.Los celestes seguían dominando el esférico ante un oponente que mostró los dientes arriba con un disparo lejano de Javi Saura en el 11’, que chocó en Arregi y casi complica la labor del debutante Cristian Arco, que sin embargo atrapó sin problemas, al igual que atajó un mano a mano de Luismi en el 22’. Nada pudo hacer en el 35’ cuando Arcas se hizo con un balón en el pico del área y la enganchó con fuerza para meterla por toda la escuadra. Los lorquinos acortaban distancias aprovechando un error de marcaje de los celestes, que a pesar de tener ventaja en el marcador, no podían dormirse en los laureles, ya que por el momento habían hecho los mejores minutos de toda la temporada ante sus aficionados.Conscientes de que dejar escapar los puntos de Santo Domingo, tal y como estaba el partido, sería un auténtico fracaso, los de González no dieron opción a su rival. En el primer minuto de la segunda mitad, Carralero firmaba su segundo tanto de la tarde, el cuarto para su equipo. Salvo milagro favorable para los murcianos, los tres puntos parecían tener ya un dueño asegurado, y más aún cuando el Lorca Deportiva se quedó en inferioridad al ver Cristian, que había entrado en el descanso, la segunda amarilla en el 58’. Aún así, los foráneos no tiraban la toalla. Cristian Arco tuvo que lucirse en un mano a mano con Alonso, evitando el meta local el segundo de los lorquinos. El que no la olió fue Simón en el 74’. Pared de Javi Hernández con Paquito que acabó con el disparo del lateral zurdo desde dentro del área a toda la escuadra de la meta visitante.Con el 5-1 Alberto González dio entrada a Manu, que iba a disfrutar de sus primeros minutos como celeste tras haber estado recuperándose de una lesión en el pubis desde pretemporada. Los almerienses quisieron darle pausa al juego, evitar sorpresas de su rival a la contra, y trabajaron a la perfección en defensa para mantener la goleada ante un oponente sin capacidad de reacción. Santo Domingo celebró la primera gran alegría del curso.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios