UD ALMERÍA

Dardo de Baptistao a Moreno: "Ganar 1-0 o jugar sin balón no lo estábamos haciendo"

Baptistao ejerce de capitán en la sombra

Baptistao ejerce de capitán en la sombra / UDA (Almería)

La salida de su compatriota Rodrigo Ely dejó a Leo Baptistao como uno de los referentes del vestuario, ya que pese a no lucir brazalete al no encontrarse entre la terna de capitanes la veteranía del atacante brasileño es muy respetada entre sus compañeros. El ex del Santos no se ha mordido la lengua y en una entrevista concedida a UDA Radio lanzaba algún que otro dardo envenenado al anterior técnico, Vicente Moreno, admitiendo que el equipo no estaba defendiendo bien y había olvidado los conceptos más sencillos del fútbol: "No sólo notábamos que defendíamos muy atrás, notábamos muchas otras cosas. No estábamos muy bien ordenados y se notaba bastante. Hicimos la pretemporada y empezamos la liga y en los últimos partidos éramos ya otro equipo. Ya nos conocemos todos y sabemos cómo jugamos cada uno. En esta semana hemos aprendido que lo simple también es fútbol y eso nos va a ayudar muchísimo, no sólo en lo defensivo".

La llegada de Gaizka Garitano ha supuesto un revulsivo en la caseta y admite que todos se han puesto las pilas: "Hemos hablado entre nosotros que tenemos que reaccionar. El cambio de entrenador nos ha dado un plus, el discurso que nos transmite y quiere que hagamos lo básico del fútbol bien hecho. Es lo que necesitamos porque hacíamos cosas distintas, cosas muy buenas, pero lo básico como saber ganar 1-0 o jugar sin balón, no lo estábamos haciendo. Está insistiendo mucho en este tema, exigiendo muchísimo de todos, desde los chavales de 16 o 17 años hasta a mí o Fernando, que somos los más mayores. Esto se nota muchísimo y nos trata a todos por igual".

Con el técnico vasco hay 'tabula rasa', por lo que quienes se veían fuera de las alineaciones como Lázaro Vinicius tienen la oportunidad de recuperar protagonismo: "Con el cambio de entrenador empezamos todos de cero. Yo tampoco he tenido la confianza este año de los entrenadores y espero tenerla a partir de ahora. Depende de mí, por supuesto. Lo veo bien, está muy centrado. Kaiky y yo que somos los más cercanos a él siempre le ayudamos, hablamos con él para que esté tranquilo. No estará contento porque no está jugando, así como me ha pasado a mí, pero es un gran jugador y ya lo ha demostrado. Siempre le digo que debe estar tranquilo porque le llegará la oportunidad otra vez y cuando eso pase tiene que demostrar su valía".

Baptistao: "El cambio de entrenador nos ha dado un plus, el discurso que nos transmite y quiere que hagamos lo básico del fútbol bien hecho"

Baptistao es el perfil de futbolista que hace equipo y así se lo reconocen muchos compañeros: "Me llevo bien con todos. Incluso cuando llega gente nueva, que no conocen el idioma, me acerco bastante a ellos porque me ha pasado muchas veces y sé cómo se sienten. Intento estar unido con todos, no hay ningún mal rollo, la gente es muy buena. De hecho, Luis [Maximiano], como estaba solo y con el niño, pues ya hemos ido a comer con ellos y nuestras mujeres ya se llevan bien y hacen deporte juntas. Que se sientan como en casa es lo más importante. Luis es muy maduro para tener 24 años y es un gran profesional".

La primera piedra de toque en esta nueva etapa llega el domingo en Montilivi y será nada menos que ante un Girona que marcha segundo clasificado de la tabla con un buen conocido de Baptistao al frente del banquillo: "No hay un mejor rival para empezar de cero desde ahora. Tenemos que empezar centrados y olvidarnos de puntos y clasificación. Es un equipo que lo está haciendo fenomenal. Yo he tenido a Michel en el vestuario del Rayo Vallecano y le conozco muy bien. Es un amante del buen fútbol, la temporada pasada hicieron un temporadón y este año ya ni te cuento. Son muy buenos y un campo que es muy difícil, siempre que he ido para allá he sufrido bastante. Es un buen momento para desarrollar nuestras nuevas ideas y demostrar que podemos competir en Primera División y hacer buen año".

De cara a la visita a tierras catalanas el futbolista brasileño insistía en la importancia del juego sin balón: "El míster nos ha transmitido que hay que tener tranquilidad porque por supuesto que allí vamos a pasar malos ratos. Ellos tienen muchísimo el balón en campo contrario, pero si estamos bien ordenados no pasa nada porque lo tengan. Tenemos que saber disfrutar sin balón y saber jugar sin él. Hay que esta unidos y si estamos cuatro minutos sin tocar el balón, no pasa nada, ya la recuperaremos y tendremos nuestra oportunidad. Ha sido una semana muy intensa, de mucha disciplina, se ha notado el cambio y estamos todos muy serios. Vamos a hacer las cosas muy bien. En Primera División si no tienes intensidad o no la igualas, te cuesta el partido".

Sobre la posibilidad de que ejerza de '9' ante la lesión de Ibrahima Koné recuerda que hay jugadores del filial en dinámica de primer equipo que pueden hacerlo bien: "Aquí todos somos importantes. Koné iba a tener la oportunidad de tener bastante continuidad por la fractura de peroné de Luis [Suárez]. Confiábamos en él, sabíamos que iba a tener que adaptarse al fútbol español, que le iba a costar más allá de los dos o tres primeros partidos y estaba empezando a entender este juego hasta que ha tenido la mala suerte de su lesión. Cuando un jugador se lesiona de tanta gravedad lo sentimos todos porque nos ponemos en su piel. Le deseamos mucho ánimo a Koné y hay que seguir adelante con los que estamos. Yo veo preparados a Marciano y Marezi para el desafío. He jugado ahí bastantes partidos y sé cómo actuar, así que puedo ayudar al equipo también".

El temor es que la delicada situación clasificatoria pueda pesar sobre los más jóvenes: "La situación les puede quedar grande a los chicos porque se necesita mucha experiencia, no sólo correr y jugar bien. Soy partidario de que hay que dar oportunidades. Yo debuté con 18 años también así que sé lo que es. Pueden hacerlo bien porque están preparados. Puede salir bien porque no sean conscientes de la responsabilidad, pero puede salir mal justamente por lo mismo. Saber lo que puede suceder y cómo hay que actuar te lo da la experiencia y cuenta muchísimo. También es verdad que cuando pones a un jugador con experiencia y lo hace mal, pues se le mata, y al chico se le dice: 'pues no sabía'".

El margen de error prácticamente ha desaparecido y como apuntaba esta semana su compañero Diego Mariño el equipo necesita ya sumar de tres en tres: "Lo bueno del fútbol es que la clasificación no quiere decir nada. Ya hemos visto todos los años que el primero puede perder contra el último y viceversa. Estamos ahora con la cabeza de otra manera, no miramos la clasificación. Queremos empezar una nueva liga a partir de ahora y demostrar un buen fútbol con resultados, teniendo garra, intensidad y ganas de quedarnos en Primera. Este año lo que tenemos que hacer es sumar puntos fuera de casa también. Hemos tenido muy mala suerte con las lesiones, están siendo muchas y es tremendo. Sumar fuera de casa es muy importante para el buen desarrollo del equipo y seguir creciendo".

Para concluir su extensa entrevista, Baptistao dice encontrarse en un óptimo estado de forma: "Me encuentro muy bien, estaba deseando ya de jugar de inicio. Tuve la mala suerte de que en una jugada contra el Granada me di con el talón de un rival en las costillas e intenté seguir, pero no podía. Me encuentro fenomenal ahora, no noto ningún dolor. Las ayudas defensivas son tan importantes como el juego ofensivo y así vamos contagiándonos el uno al otro. Quiero demostrar al míster que puede confiar en mí y depende de lo que haga en los entrenamientos".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios