AGR Almeria

El 'antídoto' contra la mosca blanca

  • Una investigación en la Región de Murcia abre la puerta a utilizar la calabaza con el objetivo de reducir las plagas que afectan al tomate

La mosca blanca, una de las enemigas para el cultivo de primavera. La mosca blanca, una de las enemigas para el cultivo de primavera.

La mosca blanca, una de las enemigas para el cultivo de primavera. / grupo joly

La investigación del agro ha dado un paso más en materia de control biológico. En este caso, para disminuir el ataque de la mosca blanca hacia el cultivo de tomate y Almería puede ser uno de los territorios más beneficiados ya que el tomate es el producto estrella en el campo provincial. La Consejería de Agua, Agricultura, Ganadería y Pesca, a través del Instituto Murciano de Investigación y Desarrollo Agrario y Alimentario (IMIDA) ha probado la efectividad de la calabaza de peregrino como prevención ante la acción de la mosca blanca. El resultado no es baladí porque su disposición en los laterales de las explotaciones les confiere una función de 'planta trampa'.

En la actualidad, el control de estas plagas se desarrolla mediante un método de integración en la mayoría de los invernaderos que albergan plantaciones de tomate. Además, se emplean diversas técnicas complementarias cuyo objetivo es reducir la inmigración de plagas de insectos hacia el cultivo. De ahí que el IMIDA haya realizado los ensayos para comprobar hasta qué punto la calabaza de peregrino actúa como freno de la mosca blanca.

PresentaciónLos resultados del estudio se darán a conocer este mes de septiembre

Lo cierto es que la puesta en marcha de este método, tal y como se constata en las demostraciones, disminuye ostensiblemente la población de estos insectos perjudiciales para el bienestar del cultivo y cumple la función de 'antídoto'. Por tanto, ya se puede considerar como una herramienta consistente en el diseño de agro-ecosistemas. Es un ejercicio viable porque está respaldado por las pruebas. Una práctica que es respetuosa con el medio ambiente ya que no requiere la utilización de recursos químicos y está llamada a convertirse en un filtro de regulación biológica para los insectos plaga que alteran el confort de la producción.

En este mes de septiembre está previsto que los investigadores del Equipo de Control Biológico y Servicios Ecosistémicos del IMIDA acudan a la decimosexta edición del Congreso Internacional, bajo el lema 'Control integrado en cultivos protegidos, clima mediterráneo'. Un evento que celebra la Organización Internacional de Lucha Biológica y tendrá lugar en Portugal. En este encuentro, los descubridores darán a conocer los resultados del experimento, que se ha ejecutado con la aportación financiera del Instituto Nacional de Innovación Agraria y el Fondo Europeo de Desarrollo Rural (FEDER). Es una cita clave que pone de manifiesto la envergadura de la investigación.

El tomate es el cultivo con más peso en laagricultura almeriense. De hecho, el valor de las exportaciones en la temporada 2017-2018 fue de 478 millones de euros. En la última campaña, según los datos obtenidos por la Consejería de Agricultura, Pesca y Desarrollo Rural, se recogieron 996.252 toneladas, lo que se tradujo en 618 millones de euros respecto al valor de origen. En este período, su superficie de explotación aumentó en 160 hectáreas.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios