Almería

La Faluca, con carcoma y termitas, se somete a un tratamiento protector

  • Forma parte de los trabajos de reparación del barco que ha emprendido el Ayuntamiento

Las reparaciones de la embarcación ubicada en la rotonda del Auditorio acaban de comenzar. Las reparaciones de la embarcación ubicada en la rotonda del Auditorio acaban de comenzar.

Las reparaciones de la embarcación ubicada en la rotonda del Auditorio acaban de comenzar.

El Ayuntamiento de Almería, a través del área de Servicios Municipales y Agricultura, ha iniciado los trabajos dirigidos al arreglo y reparación de la Faluca Almeraya, situada junto al Auditorio Maestro Padilla. Estos trabajos están siendo ejecutados por la empresa Witmer Servicios, adjudicataria del contrato, con una inversión total de 14.890 euros.

Su puesta a punto se extenderá por un plazo de cuatro meses, tiempo que se empleará en la "mejora de sus actuales condiciones", ha explicado el concejal de Servicios Municipales, Juan José Alonso, significando el "deterioro" que ha sufrido esta réplica de las embarcaciones hispano-musulmanas construida como atractivo turístico con motivo de los Juegos Mediterráneos de 2005, "como consecuencia del paso del tiempo y los actos vandálicos de los que ha sido objeto en su actual emplazamiento", matizó.

De esta forma el Ayuntamiento llevará a cabo la reparación de la totalidad de las maderas que conforman el casco de la embarcación, procediéndose en las tareas de su reparación al saneado y retirada de las existentes afectadas por el paso del tiempo (carcomas, termitas) y a la aplicación de un tratamiento especial matacarcoma y anticarcoma sobre toda la superficie exterior para posteriormente realizar una aplicación de pintura sintética en la totalidad de la embarcación a base de disolvente. Los trabajos se completarán con tareas de limpieza, la aplicación de masillas especiales, lijado y aplicación de una mano de fijador con propiedades funjicida y antimoho.

Además se ha previsto la reparación del mástil, consistente en el decapado de la fibra de vidrio que lo recubre hasta llegar a la zona metálica, limpieza del mismo, aplicación de pasivante y posterior cubrimiento con una mano de resina de polímero sintético, encintado en su totalidad y terminación con otra mano de polímero sintético, en color similar al existente.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios