Religión

El Obispado de Almería reincorpora al cura apartado por "conversaciones inapropiadas" con un menor

El obispo de Almería ha reincorporado al cura "de conformidad con lo indicado por el Dicasterio" de El Vaticano.

El obispo de Almería ha reincorporado al cura "de conformidad con lo indicado por el Dicasterio" de El Vaticano.

El Obispado de Almería ha levantado la medida cautelar que mantenía apartado del ejercicio a un cura desde hace un año por presuntas "conversaciones inapropiadas" con un menor, ya que el proceso que se incoó para investigar la denuncia "ha concluido" que el sacerdote "puede reincorporarse a la vida pastoral".

Según ha confirmado a Europa Press un portavoz de la diócesis almerienses, la decisión ha sido adoptada por el obispo, Antonio Cantero, "de conformidad con lo indicado por el Dicasterio" de El Vaticano que instruye "estos casos", si bien no ha precisado cuáles son las premisas que han dado lugar a esta resolución.

Ha señalado que la denuncia interpuesta por la conducta del sacerdote fuera del ámbito de sus tareas pastorales, el expediente y el resultado de la investigación previa llevada a cabo por el canciller secretario general se remitieron a Roma.

"El procedimiento se ha llevado a cabo y Roma ha indicado lo que hay que hacer. No hay causa", han trasladado desde la Diócesis de Almería, que ha publicado este lunes nombramientos diocesanos y ha dado destino en tres parroquias de la provincia al sacerdote restituido.

El Obispado de Almería dio a conocer hace un año a través de un comunicado la incoación de una investigación previa de acuerdo al canon 1717 y la medida cautelar aparejada tras la denuncia que recibió el 25 de septiembre de 2022.

Informó de que había resuelto, "sin menoscabar" el derecho a la presunción de inocencia del sacerdote", apartado temporalmente de sus responsabilidades pastorales hasta aclarar los hechos que involucraban a un menor "a punto de cumplir 18 años".

Precisó que, independientemente de que estos presuntos hechos se estuviesen investigando en la jurisdicción canónica, "siempre" actuaría ante cualquier delito contra el sexto mandamiento de conformidad con lo dispuesto en el artículo 13.4 de la Ley de Protección Jurídica al Menor y de acuerdo con la política de cooperación con la jurisdicción estatal exigida por el Papa Francisco y que se refleja en el artículo 19 de su Motu Proprio 'Vos estis lux mundi'.

Gómez Cantero remarcaba, asimismo, que tras haber activado el protocolo que la Iglesia obliga para estos casos, la Diócesis de Almería seguiría adoptando "las medidas necesarias" para atender estas denuncias a través de su Oficina para la Protección del Menor y Personas Vulnerables. "Pido a toda la Iglesia diocesana que se una en oración para que los hechos se esclarezcan y prevalezca siempre la verdad", concluía.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios