DIARIO DE ALMERÍA En la batalla del coronavirus: mantenemos nuestra cita en los quioscos con despliegue informativo sobre la pandemia

Coronavirus Almería La Universidad valora terminar el curso sin clases presenciales

  • Es un escenario “muy probable” del que ha dado cuenta CRUE Universidades Españolas  y se espera la decisión del rector del campus de La Cañada

Universidad de Almería Universidad de Almería

Universidad de Almería

La Universidad de Almería contempla el escenario “muy probable” de tener que terminar el curso académico prescindiendo de las clases presenciales y volcar todo el esfuerzo de la comunidad docente y estudiantil en la formación telemática. Aún se espera la decisión del Rectorado al respecto, que ya ha puesto en conocimiento del profesorado las conclusiones de la reunión mantenida entre Crue Universidades Españolas, el principal interlocutor de las universidades con el Gobierno central, y el ministro de Universidades, Manuel Castells.

El rector de la UAL, Carmelo Rodríguez, ha hecho llegar al profesorado del campus de La Cañada el acuerdo entre CRUE y el Ministerio sobre medidas a adoptar ante el “muy probable” caso de que la actividad docente no presencial continúe desarrollándose hasta final de curso debido a la pandemia del coronavirus. Otras universidades, como la de Oviedo o Navarra, ya han tomado esta decisión, acogiéndose a las recomendaciones de CRUE, que desempeña un papel clave en todos los desarrollos normativos que afectan a la educación superior del país y en el que están representadas 76 universidades, incluida la de Almería.

El escrito remitido por correo electrónico por el rector de la UAL resume el resultado de la reunión con Castells, a la que asistieron los representantes de las universidades de Valencia, Castilla-La Mancha, Cantabria y Jaume I, y que encabeza el objetivo común de que “ningún estudiante vea interrumpido su desarrollo académico por el COVID-19”.

Para ello, CRUE y el Ministerio de Universidades han definido un plan de acción con medidas a seguir. En primer lugar, establecer un marco de actuación común para todo el Sistema Universitario Español (SUE), en el cual cada universidad, en el ámbito de su autonomía, pueda tomar las medidas adecuadas para el objetivo marcado. También, establecer, con criterios objetivos, el nivel mínimo a alcanzar en los diversos cursos/asignaturas para la verificación de los conocimientos adquiridos por el estudiantado. Se plantea incluso el escenario de que “las competencias generales y específicas no alcanzadas puedan obtenerse, de ser preciso, en cursos posteriores”.

La tercera cuestión contempla una posible ampliación del curso académico para la defensa de los trabajos de fin de grado y fin de máster, así como para “aquellas prácticas curriculares que se consideren esenciales”, a lo que añade dar por superadas las prácticas curriculares externas cuando estas se hayan realizado, al menos, en un 50%. Los créditos restantes se completarán, en caso necesario, con seminarios u otras actividades.

Las universidades deben también analizar los mecanismos de evaluación online. “Esas herramientas de evaluación, entre las que se encuentra la evaluación continua, deben ser coherentes con la situación y quedar definidas en el menor tiempo posible para cada asignatura”.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios