Almería

Una empresa compra el hotel Zafiro con la intención de remodelarlo

  • El derribo de este inmueble de la Urbanización estaba anunciado para la pasada primavera

En marzo, el viejo hotel Zafiro que da la bienvenida la Urbanización de Roquetas de Mar parecía tener los días contados. El Ayuntamiento anunció entonces que se había iniciado el expediente de declaración de ruina con la intención de derribarlo y acabar con la mala imagen que proyecta de uno de los barrios más turísticos de la localidad. Sin embargo, según ha podido saber Diario de Almería, el inmueble ha sido comprado por una empresa que tiene intención de remodelar y rehabilitar el edificio y, de esta fora, volver a dar uso hotelero a sus más de 200 habitaciones.

Esta empresa compradora habría, por tanto, presentado alegaciones a ese expediente que pretende declarar el edificio en ruinas a la vez que habría solicitado autorización para acometer esos trabajos de adecuación de este inmueble que ocupa unos 10.370 metros cuadrados. Por ello, el área de Urbanismo del Ayuntamiento de Roquetas de Mar se encuentra desde hace semanas estudiando estas alegaciones y la documentación aportada por la empresa compradora para poder tomar una decisión.

El inicio del expediente de ruina se produjo en el mes de febrero, basado en los informes realizados el pasado verano por el Área de Gestión de la Ciudad sobre el mismo inmueble. De esta forma, el Ayuntamiento roquetero ya ofreció dos meses a la propietaria para que acometiese el derribo del edificio y, cumplido ese tiempo, el Consistorio se comprometía a llevar él mismo a cabo la demolición del edificio, cargándole los costes. Sin embargo, en ese tiempo, el inmueble habría sido comprado por otra empresa del sector hotelero con intención de continuar dándole uso a uno de los establecimientos míticos de la Urba.

El edificio está cerrado desde el año 2007 y fue embargado por el Ayuntamiento de Roquetas de Mar hace algo más de dos de años. Tras salir a subasta, fue la entidad Bankia quien terminó quedándose con la propiedad por 126.400 euros, a los que sumaron las cargas que ya tenía y que incluían dos hipotecas con esa entidad financiera valorada en 14 millones y 2 millones de euros, respectivamente, así como casi 100.000 euros adeudados a una empresa de ingeniería.

En casi una década de inactividad del hotel Zafiro las quejas de los vecinos de la zona y del sector turístico de la Urbanización no han dejado de producirse. No en vano, este inmenso edificio se ha convertido en un hotel fantasma en una de las principales vías de comunicación de la ciudad, además de un foco de insalubridad y peligrosidad por los continuos actos vandálicos y ocupaciones que ha albergado durante todos estos años.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios