CORONAVIRUS ANDALUCÍA “El sector agroalimentario es un colchón de la crisis”

  • Para la consejera de Agricultura, Ganadería, Pesca y Desarrollo Sostenible, Carmen Crespo, “es el momento de que el sector tenga liquidez y posibilidades para seguir cultivando, envasando y ahondando en el abastecimiento de mercados”

Carmen Crespo, consejera de Agricultura, Ganadería, Pesca y Desarrollo Sostenible Carmen Crespo, consejera de Agricultura, Ganadería, Pesca y Desarrollo Sostenible

Carmen Crespo, consejera de Agricultura, Ganadería, Pesca y Desarrollo Sostenible / Javier Alonso (Almería)

Confinada, pero sin desatender al sector primario y la industria que le rodea y coordinada con el resto de compañeros de la Junta de Andalucía mediante videoconferencias, Carmen Crespo, consejera de Agricultura, Ganadería, Pesca y Desarrollo Sostenible, valora, en primer lugar, la labor de los ciudadanos andaluces quedándose en casa y siendo ejemplo en España, “y esto se está viendo, afortunadamente, en las tasas de personas enfermas, en UCI y en fallecimientos”. Crespo se muestra prudente por lo que apunta que esta situación puede cambiar en cualquier momento y, por ello, el Ejecutivo andaluz prepara ya el plan de contingencia 15.000, ante el posible escenario de 15.000 casos positivos por coronavirus confirmados en la comunidad autónoma, para dotar a Andalucía de más servicios sanitarios.

–¿Cómo está gestionando la crisis en términos generales la Administración autonómica y, en particular, su Consejería?

–El presidente está haciendo una labor de coordinación, la Consejería de Sanidad en estos momentos está llevando una actividad frenética anticipándose a las circunstancias, Empleo lleva todo lo relacionado con los ERTE (expedientes de regulación temporal de empleo), Hacienda con los recursos económicos y Economía analizando las circunstancias económicas que nos vamos a encontrar; luego están las de actividades productivas, en este caso la Consejería de Agricultura, Ganadería, Pesca y Desarrollo Sostenible es vital en estos momentos porque estamos llevando a cabo toda las iniciativas para el abastecimiento de los mercados. Lo primero ha sido poner sobre la mesa todas las medidas para que nuestro sector tuviera todas las posibilidades para seguir adelante, incluso, adelantándonos al Gobierno de España. En este sentido, antes del estado de alarma nos pusimos con las recomendaciones de seguridad para que el sector estuviera blindado. Las empresas, los agricultores, ganaderos y pescadores han hecho un esfuerzo muy importante para seguir produciendo, aunque en algunos de los casos no se ha podido, en otros siguen adelante; así el sector agrario y pesquero está exportando incluso al resto de Europa y el mundo; más resentidos están los que sus productos iban destinados al canal Horeca, así ha habido mucha paralización en la pesca de bajura, por ejemplo en el arrastre, sobre todo en el Mediterráneo, y también en la ganadería, así para carne o leche de cabra. Por otro lado, en el sector agroalimentario se están sucediendo picos de exportación porque se abren unos mercados y se cierran otros, ahora la inseguridad en los mercados es muy importante. De cara a lo próximo, estamos muy pendientes del comportamiento de los cultivos de primavera, como melón y sandía, ya que muchos iban al canal Horeca.

–El sector agrario está mostrando su músculo en esta situación después de haber salido, hasta días antes del estado de alarma, a las calles para hacerse visible y reivindicar unos precios justos bajo el lema ‘Agricultores sin límites’, ¿se ha infravalorado en circunstancias normales?

–Creo que no se ha puesto en valor lo suficiente. Quizás, lo positivo de este momento es que nos estamos dando cuenta todos del valor de nuestro sector agroalimentario y pesquero. Quiero poner de manifiesto que en la anterior crisis económica también fue un colchón importante. Por ello, desde la Junta hemos puesto en marcha la campaña ‘Héroes invisibles’, con representantes del sector y artistas andaluces, y que ha tenido 1,5 millones de impactos en las redes sociales, para poner en valor a este sector que es vital para el devenir de Andalucía, no olvidemos que supone el 11% del PIB andaluz y el 10% del empleo. También hemos impulsado una segunda campaña ‘Consume Andalucía’, para incentivar el consumo de proximidad, ya que tenemos productos sostenibles, saludables y con sabor, tenemos que ser coresponsables con nuestra producción fomentando el consumo local.

–¿Qué medidas se están tomando desde su Consejería para apoyar a estos sectores productivos?

–Hemos ahondado, sector por sector en las necesidades que tienen actualmente, de hecho, el próximo miércoles llevamos al Consejo de Gobierno un informe muy exhaustivo de todos los sectores. Mientras tanto, le hemos ido mandando al Gobierno de España los requerimientos que tiene cada uno. Por ejemplo, para la flor cortada pedimos desde un principio que se evaluara la retirada, es cierto que no está organizado en OPFH (organizaciones de productores de frutas y hortalizas) y, también, estamos viendo cómo podemos ayudarle a través de nuestro Plan de Desarrollo Rural (PDR) para que una vez hagan la retirada puedan volver a plantar, así estamos viendo la posibilidad de poner más puntos en las bases de modernización de infraestructuras para añadir la flor cortada, esto lo hemos mandado a servicios jurídicos y está en marcha; y, por otro lado, también tienen la posibilidad de sumarse a una medida que ya tomamos por el tema de costes de producción que es el Instrumento Financiero, con el Banco Europeo de Inversiones (BEI), que aporta garantías y unos costes financieros preferenciales. Es el momento también de que el sector tenga liquidez y posibilidades para seguir cultivando, envasando y ahondando en el abastecimiento de mercados, por tanto, era el momento de que nosotros, a pesar de las dificultades que había desde el punto de vista administrativo, pagáramos parte de la liquidación de las ayudas directas de la PAC (Política Agraria Común) de 2019 y lo hemos hecho rápidamente con 87 millones de euros, y de que el Gobierno de España ponga en marcha la rebaja de módulos del IRPF. En esta línea, hicimos un informe exhaustivo donde pedíamos el 50% para frutas y hortalizas, hicimos la propuesta para las actividades agrarias que en 2019 sufrieron con las DANAs y es el momento de que se insuflen esos recursos económicos.

–¿Tenéis alguna respuesta al respecto?

–El Gobierno central ha comunicado que en breves fechas va a sacar la aceptación de la rebaja fiscal, pero no sabemos en cuánto, y es necesario que esto sea rápido para que los agricultores puedan hacer la declaración de la Renta. Si vemos que no nos agrada la rebaja volveremos a enviar otro informe de rectificación.

"El miércoles llevamos a Consejo de Gobierno un informe muy exhaustivo de todos los sectores”

–¿Qué ocurre con otros sectores como el ganadero?

–Estamos con el tema de las ayudas al almacenamiento de productos congelados en la carne, el tema del cuajado en lácteo y las ayudas mínimas por la disminución de la producción, asimismo, estamos pendientes también de la indemnización por sacrificio en el sector ganadero sobre lo que hemos hablado con el Ministerio para ponerlo en marcha y estamos a la espera de que nos den la definitiva. Además, como previsión, nos estamos preparando a posibles circunstancias de sequía este verano y el Gobierno andaluz está trabajando en ello, por lo que hemos solicitado la modificación de la medida 5 del PDR que en este momento es para reconstrucción del potencial de producción agrícola dañado por desastres naturales y catástrofes para utilizar el dinero para potencial productivo.

–La fresa y los frutos rojos en Huelva se están viendo muy afectados por esta crisis, ¿qué líneas se ha tratado para ellos?

–Tienen un mecanismo de crisis establecido en los fondos operativos de las OPFH, sobre ello estamos evaluando las posibilidades de retirada. También tienen la dificultad del contingente y ahora estamos estudiando con ellos la posibilidad de seguir ahondado en una oferta de empleo de cara a la campaña que empieza. Tenemos que hablar con Europa porque en este momento la exportación ha sido dificultosa, por tanto al Gobierno de España le hemos solicitado que hable para fomentar su consumo entre los europeos; asimismo, vamos a intentar que se ejerza la revisión de los acuerdos con terceros países, que deberán de existir, pero tendrán que ser lo menos lesivos posibles a los intereses de nuestras producciones. Es el momento de que Europa responda.

"El Gobierno debe pedir a Europa utilizar en la crisis los recursos del N+3 no gastados por otras comunidades”

–Respecto a las exportaciones se están encareciendo porque no hay retorno en los camiones ¿se está valorando alguna iniciativa sobre ello?

–Estamos haciendo un listado de los inputs absolutamente necesarios para la agricultura, que algunos los tenemos, pero otros son de importación y hemos pedido al Gobierno central que ahonde en los mismos para que haya retorno. Aquí, quiero hacer una aclaración, ya que cuando hablo del esfuerzo del sector agroalimentario también me refiero a los transportistas, que están haciendo una labor impresionante contra viento y marea. De cara al futuro hay que trabajar mejor el comercio, acabar con los vetos como el ruso, establecer el principio de preferencia comunitaria en los acuerdos comerciales y trabajar en contra de los aranceles; hay que poner en valor que exportamos salud. También quiero hacer referencia al aprovechamiento de fondos europeos; Andalucía gastó las posibilidades del N+3 (requisito financiero por el que cada anualidad programada debe quedar certificada o sino supone la pérdida de los recursos de la parte no ejecutada) de los fondos Feader (Fondo Europeo Agrícola de Desarrollo Rural) y el Femp (Fondo Europeo Marítimo y de Pesca), es decir, nosotros por primera vez en la historia de la comunidad agotamos todo el presupuesto, pero hay otras comunidades que no se lo gastaron y que, por tanto, esos recursos se pueden poner en valor. El Gobierno de España puede pedir a la Unión Europea que esos recursos económicos se puedan usar en la crisis sanitaria.

-Sobre la pesca, había embarcaciones que estaban en un limbo jurídico, ya que al ser actividad esencial no pueden acogerse a un ERTE por fuerza mayor a pesar de que, en ocasiones, no pueden garantizarse las medidas de seguridad, ¿qué sucede al respecto?

–Efectivamente, por ejemplo, el 40% del sector pesquero no está en actividad. No lo han metido en el Real Decreto-ley como sector básico para acceder a los ERTE. Ahora mismo, lo hacemos a través de la Consejería de Empleo barco a barco, de la otra forma sería directo todo el sector; hay que señalar que hay lonjas, cuyas capturas están dedicadas al canal Horeca, muy afectadas. Por otro lado, nosotros también estamos adecuando las vedas o paradas biológicas que tenían antes o después los distintos tipos de pesca a estos momentos, la idea es que dispongan de todos los recursos lo antes posible para seguir produciendo.

–¿Cómo está siendo la interlocución con el sector?

–Estamos en continuo contacto con el sector, nos han pedido que aplacemos el documento de acompañamiento en el transporte y hemos hecho una instrucción para hacerlo al 15 de octubre y que flexibilizáramos las campañas de saneamiento ganadero y también lo hemos hecho. También destacar una herramienta de la que dispone la Junta de Andalucía como es el Observatorio de Precios y Mercados con el que estamos elaborando un informe que nos dará información para solicitar más medidas. Tenemos que tener en cuenta, y reitero, que el agroalimentario es un sector vital; hace unos días conocíamos las cifras de paro correspondientes a marzo, en Andalucía hay 140.000 parados más por la crisis sanitaria, de los que sólo 4.152 tenían de origen la agricultura, siendo Almería y Huelva las que menos incrementos registraron, y ahí la fortaleza de nuestro sector.

–¿Qué balance hace de su primer año al frente de la Consejería?

–Ha sido un año intenso. Es un sector que para mí, para mi vida política, es muy importante, además por cercanía, familiaridad y vocación siempre me ha gustado y, de hecho, mi primer trabajo fue en el sector, que ha demostrado ser un colchón de la crisis. En determinados momentos no se ha valorado, al principio de las movilizaciones por unos precios justos se le ha entendido poco pero con el paso de los días se ha comprendido que es muy fluctuante y que necesita de medidas movibles, por lo que tenemos que analizar todas iniciativas de la Unión Europea para este sector, no sólo en la PAC, sino también en la OCM (Organización Común de Mercados). El Ministerio de Agricultura tiene que ser uno de los más importantes y, en Andalucía, tenemos la suerte de tener un presidente muy sensible con nuestro sector y de que éste esté enlazado con el medioambiental.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios