Deportes

Cine y encastes en el nuevo curso sobre Tauromaquia

  • Dolores Ortega, José Antonio Guerrero y el director del curso, Víctor Zabala, fueron los encargados de presentar los contenidos a los alumnos asistentes

Comenzó ayer el curso de tauromaquia con palabras de agradecimiento de María Dolores Ortega como nueva concejal de área de Cultura del ayuntamiento roquetero tanto a los asistentes como a los ponentes y al director del curso excusando al alcalde por su imposibilidad para asistir a la inauguración.

El vicerrector en su turno de palabra aprovechó la ocasión para resaltar el éxito del aula taurina y las dificultades económicas para el soporte de los cursos de verano. Víctor Zabala como director del curso hizo un repaso pormenorizado del diseño de las jornadas, la filosofía del mismo y la importancia de los ponentes.

Muriel Feiner en su conferencia De Lumière a Manolete dijo haber visionado cerca de 600 películas confirmando que el cine taurino comenzó a la par que el propio cine. En 1910 se rueda la primera película y con anterioridad en sus inicios se rodaron unas imágenes de minuto y medio con toreros llegando a la plaza.

Preciso y completo recorrido el de Feiner, americana que vino a completar su carrera universitaria a nuestro país y se quedó llegándose a casar con un torero, desde su pasión por la imagen llevada al ámbito profesional. Historias taurinas noveladas como la conocida de Vicente Blasco Ibáñez Sangre y Arena y sus diferentes versiones, o Currito de la Cruz, o El niño de las monjas, siendo Carmen el argumento más versionado.

Argumentos, protagonistas, anécdotas históricas, toreros que hicieron las veces de actores encarnándose en sí mismos u otros y diversos aspectos de crítica personal con el apoyo de la proyección de imágenes, completaron una muy interesante intervención en la que también destacó que las grandes y buenas películas con el argumento taurino siempre han venido de la mano extranjera.

"El binomio toros y cine aún no ha alcanzado su verdadero potencial siendo una deuda pendiente" afirmo Muriel Feiner, también autora de varios libros especializados en el mundo del toreo en la fase final de su prolífica e interesante conferencia. En la segunda conferencia el veterinario José Luis Algora, también representante de la ganadería de Partido de Resina, abordó al detalle los distintos encastes en la cría del toro bravo.

Estudio desde las regiones anatómicas y las exigencias en los hierros que se marcan a fuego, en las líneas actuales de los encastes fundacionales y sus derivaciones con las diferencias de morfología y comportamiento. Hay condiciones reglamentadas para crear líneas nuevas como son la del fenotipo y genotipo específico, el haber vendido reproductores y el que hayan pasado 25 años sin entrar reproductores en la misma ganadería y que haya petición expresa del ganadero.

No faltó un cuadro estadístico de la evolución de corridas lidiadas de los diferentes encastes durante los últimos años haciendo evidente las preferencias actuales de los toreros, empresarios y público en general.

Al finalizar se proyectó un interesante vídeo, realizado por los veterinarios de la plaza de toros de Las Ventas, donde en imágenes en movimiento se diferenciaban los diferentes encastes en su morfología y presencia en la plaza.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios