FÚTBOL | TERCERA DIVISIÓN

Curso para enmarcar de un Pulpileño que fue un ave Fénix

  • El equipo almeriense sumó sólo dos puntos en las primeras cinco jornadas pero ha logrado quedar a uno del 'play off'

Curso para enmarcar de un Pulpileño que fue un ave Fénix. Curso para enmarcar de un Pulpileño que fue un ave Fénix.

Curso para enmarcar de un Pulpileño que fue un ave Fénix. / D. A. (Almería)

Pese a quedarse con una espinita clavada, por haber tenido tan cerca, hasta la última jornada, la posibilidad de haberse metido en puestos de play off por el ascenso a Segunda B, como el curso anterior, el Atlético Pulpileño da por buena la recientemente finalizada campaña regular 2018-2019. Tanto directiva, como técnicos, jugadores y afición, están orgullosos por la campaña realizada por un equipo al que las cosas se le pusieron muy cuesta arriba a principios de curso, donde se tardaron nada más y nada menos que seis jornadas en llevar el primer triunfo al casillero. De hecho, los de Pulpí lograron solamente tres victorias en los primeros trece duelos de la competición liguera, la que compaginaban con los compromisos de Copa Federación, lo que mermó a los de Sebas López.

Tras quitarse el lastre del torneo copero, los almerienses empezaron a escalar posiciones en la tabla clasificatoria y, lo que fue más importante, a mostrar su mejor cara en lo que a juego se refiere, pese a las bajas, sobre el césped. Con el paso de las jornadas, el Atlético Pulpileño, como un ave Fénix, pasó de estar en la zona baja a volver a su medio natural, cerca de los puestos de play off a los que ha aspirado hasta la última jornada. A un solo punto se quedó de la cuarta plaza.

Pese quedar quinto, el cuadro de Levante ha realizado mejores números que la campaña anterior en la que fue tercero, aunque hay que tener en cuenta que este año se han jugado cuatro jornadas más. Los de López han logrado 76 puntos, por 67 de la 2017-2018, han sumado un triunfo más (21) y han perdido tres choque menos (8).

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios