VOLEIBOL | 'PLAY OFF' SUPERLIGA MASCULINA

Unicaja sella el pase a la final

  • Los ahorradores vencen por 2-3 a un gran Ibiza y ponen el 3-1 en una durísima eliminatoria semifinal

  • El equipo de Berenguel luchará por el título ante Teruel, que ganó por la vía rápida a Urbia Palma

Unicaja celebrando su victoria decisiva en Es Viver. Unicaja celebrando su victoria decisiva en Es Viver.

Unicaja celebrando su victoria decisiva en Es Viver. / D. A. (Almería)

Unicaja Almería se impuso por 2-3 a Ibiza en el cuarto duelo de una disputadísima semifinal que finalmente se llevaron los ahorradores, por un global de 3-1, para meterse en su décimotercera final consecutiva de la Superliga Masculina de Voleibol, donde le espera un Club Voleibol Teruel que se deshizo de Urbia Voley Palma el viernes y que llegará a la batalla final por el cetro liguero con algo más de descanso que los almerienses.

Después del gran desgaste del partido del viernes, ibicencos y almerienses volvieron a verse las caras con un 2-1 en el global de la eliminatoria, que dejaba a los baleares sin margen de error alguno y a los ahorradores con otro posibilidad de cerrar, en este cuarto duelo, su pase a la gran final de la competición liguera, donde ya esperaba un Teruel que sí se deshizo de Urbia Palma Voley por la vía rápida en su semifinal. Con la elástica blanca, los de Manolo Berenguel saltaron a la cancha de Es Viver con un cambio en su alineación de inicio del día anterior, con Lorente ante la ausencia de Víctor Viciana, en principio por una dolencia física del 10 de Unicaja Almería.

Los locales, tras recortar las distancias en el global de esta semifinal, se nutrieron de optimismo, eran muy conscientes de que podían poner contra las cuerdas a un rival que debía dejarse la piel para presentarse ante los turolenses. Así, Ushuaïa Ibiza, que aprovechó numerosos regalos en el saque de los almerienses, se creía cada vez más que podía con Unicaja y se llevó el primer set por un resultado de 25-18 en cerca de media hora de partido. Ya en el segundo, las cosas comenzaron igualadas, con dos equipos que tenían muy claro lo que había en juego. Pese a ello, los de Berenguel seguían concediendo demasiado al saque, aunque estuvieron más efetivos en bloqueo y remate que en la primera manga. Con un 22-25, los verdes (que vestían de blanco) igualaron la contienda llevándose el segundo asalto. Las piernas, sobre todo después de disputar un choque de cerca de tres horas el día anterior, empezaban a mostrar cansancio.

Es la decimotercera final liguera consecutiva que disputarán los almerienses

La igualdad, que fue la tónica predominante durante prácticamente todo lo que se había jugado de la eliminatoria, siguió en un tercer set donde empezó a notarse más la tensión. Los nervios afloraron en forma de protestas por parte de los jugadores de uno y otro equipo en algunas decisiones arbitrales. Y es que cada punto era disputadísimo por ibicencos y almerienses, los dos querían llevarse el duelo. En esta tercera manga los ahorradores se despegaron con un 8-11, llegando al primer tiempo muerto técnico con un 8-12. Se estaba entonando otra vez Unicaja, que entró en la recta decisiva con un 15-20 de ventaja ante un rival al que se le empezaba a notar más el cansancio acumulado, pero que seguía poniendo las cosas muy complicadas para un cuadro almeriense que se anotó el tercero por un resultado de 22-25 (1-2).

No mostraron fisuras los almerienses en defensa en el comienzo de un cuarto set en el que llegaron a marcharse de tres puntos hasta la igualada 12-12. Con Tapia al saque los ibicencos volvían a tomar la delantera (14-12), pero el choque entró en una dinámica de intercambio de golpes que no supo llevar a su terreno el equipo almeriense, que perdió la oportunidad de certificar su pase a la final al perder esta manga por 30-28. Con el encuentro en tabllas (2-2), de nuevo ibiciencos y almerienses se disputarían el duelo en el quinto set, en un tie break.

Liderado por un grandioso Fran Ruiz, Unicaja abrió brecha con 3-7. Se escapaban los verdes en un último asalto (11-15) en el que pasaron menos apuros que en el resto del choque, aunque no por la insistencia de los locales, que se dejaron la piel para forzar un quinto partido que finalmente no tendrá que disputarse al llevarse la eliminaroria el equipo de Berenguel por 3-1.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios