Casi 110 millones en compras y 66 en ventas en los tres años de Al-Sheikh al frente del Almería

UD ALMERÍA | Análisis de mercado

El saldo negativo se eleva a 43 millones, 38 descontando los 5 millones más en variables que el club confía en sacar por Sadiq pese a la dificultad de muchas de ellas

Turki Al-Sheikh, sentado entre Joao Gonçalves y Mohamed El Assy, los encargados de fichar
Turki Al-Sheikh, sentado entre Joao Gonçalves y Mohamed El Assy, los encargados de fichar / D.A.

Almería/El pasado 2 de agosto la gestión de Turki Al-Sheikh al frente de la UD Almería cumplía 3 años desde su abrupto aterrizaje en 2019. En ese tiempo el jeque saudí le ha dado la vuelta al club como a un calcetín. El músculo financiero que trajo consigo permitió a la UDA entrar con fuerza en cada una de las ventanas de fichajes a diferencia de lo que ocurría hasta la fecha, cuando Alfonso García estaba ya en retirada en sus últimos años al frente de la presidencia del club.

Eso, a grandes rasgos, se ha traducido en un gasto en compra de jugadores que se eleva a 108.820.000 euros y unos ingresos por venta de efectivos cercanos a los 70. Más concretamente 65.900.000 euros computando la última venta de Sadiq a la Real Sociedad (cerrada en 20 millones fijos + 6 en variables) que ascenderían a 70.900.000 si la UDA consigue, como casi dan por hecho dentro de la dirección deportiva, al menos 5 millones en esas variables pactadas por el nigeriano, pese a que muchas de ellas parezcan casi inalcanzables.

Para elaborar el artículo se han tomado como referencia los valores de la web transfermarkt.es, corregidos algunos según informaciones recientes, ya que Gui Guedes costó realmente 5 millones fijos y no 3+2 en variables como en un primer momento se filtró. En cualquier caso siempre habrá pequeños desajustes, ya que dicha información suele manejarse en los terrenos de la confidencialidad y en función de qué parte hable de la operación la cifra final puede variar bastante (cada cual arrima el ascua a su sardina).

Para concretar bien toda la maraña de números, convendría ir analizando año por año el devenir de los cuatro mercados (dos ventanas por campaña, verano e invierno) bajo la era Al-Sheikh, teniendo en cuenta que en el curso 2019-2020 adquirió el club con algunas operaciones ya ejecutadas por el área deportiva que entonces dirigía Miguel Ángel Corona, pero imputables ya a su mandato. También conviene precisar, por ejemplo, que las variables ingresadas por el traspaso de Darwin al Benfica en la 20-21 se incluyen dentro de esa campaña.

Mercado 2019-2020

Turki adquiría el club por alrededor de 20 millones de euros (18 según El Assy en su última manifestación pública) y desembarcaba con su equipo desatando una tormenta de inversiones. Aquella primera ventana de fichajes resultó un frenesí, adquiriéndose a Darwin (15.250.000 incluyendo variables posteriores), Appiah (8.850.000), Jonathan Silva (1.000.000), Vada (750.000), Peybernes (600.000, cerrado en la era Corona) o Rosic (500.000). Además el club abonó distintas cantidades por las cesiones de Kaptoum (500.000), Villalba (400.000), Coric (400.000), Barbero (300.000), Juan Muñoz (270.000), Lazo (250.000) y Ozornwafor (200.000), siempre tomando como referencia los datos de transfemarkt.es.

Darwin Núñez levanta la Community Shield, su primer título como 'red'
Darwin Núñez levanta la Community Shield, su primer título como 'red' / Andrew Yates / EFE

En total el gasto de ese primer mercado fue de 29.270.000 euros y apenas se obtuvieron 5.400.000 por las ventas de Luis Rioja (2.000.000), Álvaro Giménez (1.500.000) o Yan Eteki (500.000), ya pactadas por Alfonso García con Alavés, Birmingham y Sevilla (recompró al camerunés para vendérselo al Granada), respectivamente, además de Gaspar Panadero (1.000.000 al Al-Wahda) y Sekou Gasama (400.000 al Valladolid). El balance de ese primer año incluyendo también los movimientos invernales, fue por tanto negativo: -23.870.000 euros.

Mercado 2020-2021

Esta temporada estuvo marcada por la operación de venta de Darwin Núñez al Benfica y la compra de Sadiq Umar al Partizán. En el capítulo de compras cabe reseñar las del propio nigeriano (saldada finalmente en 9 millones), Lucas Robertone (6.400.000), Lazo (4.000.000), Gutiérrez (3.000.000), Escobar (2.500.000), Olivera (2.000.000), Maras (1.300.000) y Juan Villar (450.000). La inversión total se elevó entonces a 29.100.000 euros, computando a ese ejercicio muchas variables que se dieron a posteriori.

Sadiq se fue a la Real por 20+6 millones
Sadiq se fue a la Real por 20+6 millones / Javier Etxezarreta / EFE

El estratosférico traspaso de Darwin al fútbol portugués, no obstante, facilitó que en ese mercado el balance final fuera positivo, ya que entre los 24 millones que pagó el Benfica por el charrúa y los 10 posteriores que la UDA se embolsó al tener un porcentaje de plusvalía en su venta al Liverpool, el saldo de ventas, aun siendo la única de ese verano, culminó en 34 millones, por lo que el balance final entre compras y ventas concluyó en +4.900.000 euros.

Mercado 2021-2022

Fue la campaña de las adquisiciones de Samú Costa (5.250.000), Sergio Akieme (3.500.000), Manu Morlanes (comprado por 3.000.000 y revendido al Villarreal por 4.000.000, lo que ha generado tensiones entre ambas entidades), Eguaras (600.000 en el mercado invernal) o Babic (100.000 incialmente por su préstamo). El gasto llegó a 12.450.000 euros.

Samú Costa y Manu Morlanes formaron una gran dupla en la 21-22
Samú Costa y Manu Morlanes formaron una gran dupla en la 21-22 / Javier Alonso

Ese año solo pudo venderse por valor de 6.500.000, resultantes de devolver a Morlanes al Madrigal a cambio de los 4 millones anteriormente citados, además de obtener 2.500.000 por las ventas de Rahmani (1.500.000) y Corpas (1.000.000) a la SD Eibar. El balance final, por tanto, fue de -5.950.000 euros.

Mercado 2022-2023

Este mercado, aún por cerrar definitivamente a la espera de los movimientos que se produzcan en enero y de futuras variables, ha sido el primero en el que la UDA ha operado siendo ya equipo de Primera División y las cifras de compra-ventas se han incrementado exponencialmente.

La mayor inversión se realizó en el llamado a suplir la vacante de Sadiq, El Bilal Touré, por quien se han desembolsado de momento 8 millones fijos y hay pactados otros 2 en variables. Por cada uno de los brasileños, Kaiky y Lázaro, se abonaron 7.000.000. Gui Guedes costó 5 millones según desveló recientemente el presidente del Vitoria de Guimaraes, mientras que por Milovanovic se pagaron 3'5 y hay estipulado otro millón y medio en variables. Asimismo las compras de Melero y Baptistao se cerraron alrededor de 1.900.000 y 1.500.000, respectivamente, mientras que la entidad pagó por adquirir en propiedad a Pozo (3.000.000) y Babic (1.100.000). El gasto (sin contabilizar las variables) se impulsó hasta 38.000.000 de euros, solo superado en este aspecto por FC Barcelona, Real Madrid y Real Sociedad.

El Bilal Touré en una acción ante Marquinhos (PSG) en su etapa del Stade Reims
El Bilal Touré en una acción ante Marquinhos (PSG) en su etapa del Stade Reims / Yoan Valat / EFE

La única venta que reportó ingresos tuvo como protagonista a Sadiq, quien finalmente ponía rumbo a San Sebastián por 20+6, lejos de los 30 que la UDA exigía desde el final de la pasada temporada y que el club siempre aireó. En cualquier caso dentro de la dirección deportiva están convencidos de que la operación acabará reportando 25 millones, y eso que entre las variables aparecen que el nigeriano acabe como Pichichi, gane la Bota de Oro o la Real entre en Champions.

Darwin y Sadiq, la cara; Appiah o Escobar, las cruces

En ese crecimiento continuo del club a todos los niveles que busca la nueva propiedad la UD Almería ha realizado operaciones que le han reportado pingües beneficios y otras que pueden calificarse ya como fiascos. En el lado positivo están las ventas de Darwin y Sadiq. El de Artigas costó con todas las variables incluidas 15.250.000 euros y finalmente reportó 34.000.000, con lo que generó una plusvalía de 18.750.000 euros, cifra respetable teniendo en cuenta que la operación se produjo cuando el Almería militaba en Segunda. El traspaso de Sadiq, aunque no tanto como en un principio esperaban, también ha salido rentable, reportando 11.000.000 euros, tras restar a los 20.000.000 de su venta los 9.000.000 que costó traerlo del Partizán de Belgrado incluyendo todas las variables.

Appiah se ha marchado cedido al CD Tenerife
Appiah se ha marchado cedido al CD Tenerife / @CDTOficial

En el extremo opuesto, el de los fichajes fallidos, aparece en primer lugar Arvin Appiah, recientemente cedido al CD Tenerife y que en su día fue la adquisición más cara de la historia rojiblanca, abonando 8.850.000 al Nottingham Forest para traerlo al Mediterráneo, cantidad que hoy por hoy parece difícilmente recuperable. Tampoco acabó de salir bien la inversión de 4.000.000 euros por Lazo o las más que discutibles por Jonathan Silva (1.000.000) y los imberbes Juan Manuel Gutiérrez (3.000.000), Jordi Escobar (2.500.000) y Cristian Olivera (2.000.000). En total 21.350.000 euros ya difícilmente amortizables.

Balance de ingresos y gastos en fichajes en la era Turki Al-Sheikh

*2019-2020: Compras (29.270.000) - Ventas (5.400.000) = -23.870.000 euros

*2020-2021: Compras (29.100.000) - Ventas (34.000.000) = +4.900.000 euros

*2021-2022: Compras (12.450.000) - Ventas (6.500.000) = -5.950.000 euros

*2022-2023: Compras (38.000.000) - Ventas (20.000.000) = -18.000.000 euros

Balance Compras - Ventas = -42.820.000 euros

stats