Elecciones municipales

Amat salva el ‘match ball’ y gana pero tendrá que pactar

  • El PP consigue 11 concejales y se queda a dos de la mayoría absoluta que consigue sumando con Vox (3) y ciudadanos (3). El PSOE repite con 6 e IU retrocede hasta los 2

Amat salva el ‘match ball’ y gana pero tendrá que pactar Amat salva el ‘match ball’ y gana pero tendrá que pactar

Amat salva el ‘match ball’ y gana pero tendrá que pactar

Gabriel Amat dejó la presidencia de la Diputación Provincial de Almería para centrarse en su municipio, en Roquetas de Mar. Lo hacía, como buen estratega político, para trabajar en exclusiva en apuntalar uno de los bastiones populares de la provincia ante el importante crecimiento que estaba experimentando el PSOE con Pedro Sánchez a nivel nacional y también por el surgimiento de VOX y el miedo a la fragmentación del voto de la derecha. Al final, el tiempo le ha dado la razón porque su vuelta al Consistorio le ha permitido obtener unos resultados sorprendentes con 11 concejales, perdiendo solo un edil frente a los que obtuvo en 2015 y obligándole de nuevo a pactar, pero esta vez eso si, con más socios a los que tocar la puerta.

Amat consigue así su sueño de gobernar una séptima legislatura consecutiva y podrá hacerlo en solitario con pactos puntuales o con Ciudadanos y Vox, siguiendo las directrices de su partido a nivel regional. Con cualquiera de los dos consigue la ansiada mayoría absoluta que le permitirá gobernar con tranquilidad otros cuatro años, posiblemente sus últimos en política (ya tiene 74 años) y cumplir con alguno de sus sueños políticos como es la construcción del hospital, su gran objetivo.

Tras los arrolladores resultados obtenidos por el Partido Popular, el reparto de la Corporación roquetera se queda con seis concejales para Manolo García (PSOE), tres para José Andrés Montoya (Ciudadanos), tres para José Ignacio Cerrudo (VOX) y dos para Juan Pablo Yakubiuk (IU-Equo).

Respecto a 2015, el PSOE obtiene los mismos concejales dejando escapar así la ola de euforia socialista a nivel nacional que no ha terminado calando en el municipio del Poniente. Los mismos obtiene también Ciudadanos pese a haber cambiado de cabeza de lista y VOX irrumpe con tres (uno que le arrebata al PP, otro a IU y otro a Tú decides que esta vez iba de la mano con IU).

De esta forma, si Vox se lleva la de cal al entrar con tres concejales en la Corporación, Yakubiuk recibe la de arena al perder un concejal y quedarse con dos y, si se tiene en cuenta su alianza con Tú decides para estos comicios, el batacazo es aún mayor al conseguir 2 de los 4 que obtuvieron ambas fuerzas, por separado, en las elecciones municipales de 2015.

Pese a que toda la oposición sumaría mayoría absoluta es inviable un gobierno del PSOE con Vox, Ciudadanos e IU por lo que a partir de este lunes las miradas están puestas en Amat para conocer si decidirá gobernar en minoría como ha estado haciendo durante esta pasada legislatura con pactos, en primera instancia con Ciudadanos y al final de la legislatura con María José López Carmona (Roquetas Sí). O si por el contrario decidirá apostar por un equipo de gobierno integrado con ediles de otro partido (Ciudadanos o Vox) lo que le permitiría evitar las negociaciones durante la legislatura pero sí para conformar su guardia pretoriana.

En cualquier caso, el gran vencedor de estas elecciones municipales vuelve a ser Amat, que saca músculo y demuestra que es incombustible en las distancias cortas, donde sigue acaparando la confianza de los roqueteros comicios tras comicios.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios