Jornada de Convivencia

El trovo y la cultura alpujarreña, protagonistas en Vícar

  • Participaron más de un centenar de personas, atraídos por el arraigo de las tradiciones de La Alpujarra

  • Hubo demostraciones de trovo y baile, degustación de migas cortijeras y visitas a rincones significativos

  • José Sánchez 'El Panadero' reconocido trovero, ofreció una conferencia

Demostración de trovo y baile tradicional Demostración de trovo y baile tradicional

Demostración de trovo y baile tradicional / D. A. (Vícar)

De “gran éxito” calificó el alcalde de Vícar, Antonio Bonilla, la celebración el pasado domingo en este municipio de la I Jornada de Convivencia Alpujarreña, que tuvo en el trovo a su principal protagonista. Más de un centenar de personas secundaron las actividades programadas para difundir y promocionar esta manifestación cultural que forma parte de la cultura vicaria, y que estuvo organizada conjuntamente por la Concejalía de Cultura del Ayuntamiento de Vícar y la Asociación Cultural La Casa de la Alpujarra.

Antonio Bonilla se dirige a los asistentes a la Jornada de Convivencia Antonio Bonilla se dirige a los asistentes  a la Jornada de Convivencia

Antonio Bonilla se dirige a los asistentes a la Jornada de Convivencia / D. A.

Precisamente con una visita a la plaza de La Alpujarra en Puebla de Vícar por parte de los responsables de la citada asociación, acompañados del alcalde, Antonio Bonilla, se inició la jornada, a la que siguió otra a la rotonda de la Cultura, en el Bulevar Ciudad de Vícar, y en la que está representado, mediante varías figuras, el folclore alpujarreño.

La improvisación, la inmediatez y el repentismo constituyen la esencia del trovo

“Por un día Vícar, y con ello el Corazón del Poniente, se ha convertido en capital del trovo, con actividades en torno a este espectáculo que supone todo un ejercicio lingüístico de ingenio y que ocupa un lugar destacado en la cultura vicaria”, resaltó el primer edil. “No en vano, una inmensa mayoría de quienes aquí residimos tenemos nuestro origen en las faldas de la ladera sur de Sierra Nevada, donde el trovo es una de sus principales raíces culturales”, añadió Bonilla. Para el alcalde vicario, la convivencia “ha servido para poner en valor y divulgar esta manifestación de la cultura oral y que muestra una música y una forma poética propia de esta tierra desde hace más de dos siglos”.

Después de la visita a ambos hitos alpujarreños, los asistentes a la convivencia tuvieron ocasión de asistir, en el hall del Teatro Auditorio Ciudad de Vícar, a una charla impartida por José Sánchez ‘El Panadero’, uno de los más afamados troveros alpujarreños, quien ofreció una lección magistral sobre esa esencia del trovo que constituyen la improvisación, la inmediatez y el repentismo. Una charla que se cerró con actuaciones de las escuelas de trovo de El Balate y de Vícar, y que fue toda una reflexión sobre la importancia de poner actualidad y juventud en el trovo para que no se pierda.

La primera parte de la convivencia se cerró con una degustación de migas cortijeras, elaboradas por miembros de la Asociación de Vecinos San Benito, de la Villa de Vícar, y que tuvo carácter solidario, ya que los tres euros establecidos como precio de cada consumición, irán destinados íntegramente a Unicef para programas que tiene en curso.

Las migas cortijeras, a punto Las migas cortijeras, a punto

Las migas cortijeras, a punto / D. A.

Como colofón, y con más público que se fue incorporando, ya en el interior del Teatro Auditorio se celebraron actuaciones con música y trovo, a cargo tanto de las citadas escuelas como de troveros asistentes al encuentro, que sobre el escenario improvisaron sus rimas para disfrute de todos los asistentes.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios