LEVANTE

Así será la nueva biblioteca de Vera

  • Bóvedas, ladrillo visto, patios interiores y mucha luz serán los protagonistas

La futura biblioteca municipal de Vera a vista de pájaro. La futura biblioteca municipal de Vera a vista de pájaro.

La futura biblioteca municipal de Vera a vista de pájaro. / Diario de Almería.

La futura biblioteca de Vera será un importante foco cultural para la ciudad. Con este objetivo, los arquitectos sevillanos EOVAstudio han diseñado un edificio de carácter monolítico y escultórico, para subrayar su importancia. Sus paredes y techos se transfigurarán en muros y bóvedas, generando superficies continuas que envuelvan y arropen a sus ocupantes.

Futura biblioteca de Vera. Futura biblioteca de Vera.

Futura biblioteca de Vera. / Diario de Almería

Este proyecto realizado por Juan José Baena, Marta Gómez y Joanna Jedrus ha sido elegido entre una veintena de propuestas presentadas (aún falta que se haga la propuesta de adjudicación, tras la mesa de contratación celebrada el martes).

La biblioteca estará ubicada en el Paseo Miguel de Cervantes, en una parcela municipal de 1.210 metros cuadrados, junto al colegio Cuatro Caños.

Diseño mirando a la historia

El diseño llama la atención especialmente por el uso del ladrillo cerámico para todo el exterior, elegido por “la influencia de la tradición constructiva cartaginesa, romana e islámica de la zona”. En este mismo sentido, se apuesta por el empleo del patio como forma de controlar la relación con la naturaleza. El edificio cuenta con tres patios colocados en el perímetro del edificio, de tal modo que aporten ese espacio de calma y tranquilidad necesario para el uso del edificio, pero también mediante el empleo de las celosías y filtros que permitan insinuar su rico mundo interior a los peatones que rodeen el edificio.

Sala de lectura de la biblioteca de Vera. Sala de lectura de la biblioteca de Vera.

Sala de lectura de la biblioteca de Vera. / Diario de Almería

Estos espacios verdes contarán con especies existentes en el paseo de Cervantes, como son las jacarandas y los naranjos. Así, se introduce dentro del edificio tanto el color de las flores de las jacarandas en los patios más contemplativos, como el aroma del azahar en el patio de acceso al edifico, suplementando con buganvillas los muros perimetrales que envuelven cada uno de los jardines.

En el interior de la biblioteca, el sistema de bóvedas de ladrillo consecutivas generará un espacio singular donde el techo se convierte en el auténtico protagonista del espacio. Las bóvedas se abren generando un sistema de grandes lucernarios así como aperturas longitudinales que introducen rupturas y discontinuidades en este sistema general, enriqueciendo los espacios interiores mediante la incorporación de luz natural y vegetación en la actividad diaria de los usuarios del edificio.

Secciones de la futura biblioteca de Vera. Secciones de la futura biblioteca de Vera.

Secciones de la futura biblioteca de Vera. / Diario de Almería

Además del ladrillo como superficie envolvente superior, se utiliza la madera en pavimentos, mobiliario y paredes interiores para aportar calidez y mejorar la acústica en los planos inferiores.

En su interior, el edificio contará con un hall- hemeroteca y zona de internet; una amplia sala de lectura, con vistas al patio de jacarandas, donde además se podrían hacer actividades al aire libre; una sala polivalente; zona de fondo de libros; fondos audiovisuales; sala de grupos; bebeteca; zona infantil y juvenil; despachos; aseos; zona de almacenaje, etcétera.

Patio interior de jacarandas. Patio interior de jacarandas.

Patio interior de jacarandas. / Diario de Almería

Actualmente el municipio veratense cuenta con una biblioteca en funcionamiento de 350 metros cuadrados de superficie, construida en 1986 e inaugurada en marzo de 1987, ubicada en pleno casco histórico, en la Plaza del Hospital.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios