Vícar

La declaración del acueducto de Carcauz en Vícar como BIC abre su processo

  • El Ayuntamiento, cumpliendo el acuerdo plenario de Diciembre, remitirá el expediente en las próximos días a la Dirección Patrimonio Histórico de la Junta de Andalucía

La declaración del acueducto de Carcauz en Vícar como BIC abre su processo La declaración del acueducto de Carcauz en Vícar como BIC abre su processo

La declaración del acueducto de Carcauz en Vícar como BIC abre su processo

El Aamiento de Vícar ha puesto en marcha el proceso para solicitar a la Consejería de Cultura y Patrimonio Histórico de la Junta de Andalucia la declaración de Bien de Interés Cultural (BIC) del Conjunto Hidráulico de Carcauz.

El consistorio vicario da curso, de este modo, al acuerdo de la Corporación municipal, adoptado en sesión plenaria celebrada el pasado mes de diciembre, atendiendo a una propuesta del propio alcalde vicario Antonio Boniila. El acuerdo se alcanzó por unanimidad.

Una vez atendida la solicitud, la declaración permitirá salvaguardar el complejo y facilitar su tutela jurídico-administrativa, además de contribuir al conocimiento y divulgación de uno de los conjuntos hidráulicos mejor conservados de todo el Estado.“Una vez que los técnicos completen el expediente, será remitido a la Dirección General del Patrimonio Histórico y Documental proponiendo su declaración como Bien de Interes Cultural BIC y su inclusión en el Catálogo General del Patrimonio Histórico Andaluz”, ha señalado el alcalde, Antonio Bonilla.

El pronunciamiento favorable permitirá que este Conjunto Hidraúlico de Vícar pueda ser preservado para generaciones venideras. La declaración permitirá igualmente acceder a posibles ayudas económicas que contribuyan a su mejor conservación como uno de los sistemas de regadío más representativos y singulares del territorio semiárido de la provincia de Almería.

El conjunto hidráulico de Vícar, ubicado en la falda sur de la Sierra de Gádor, en el entorno de en el entorno del Peñón de Bernal y la Fuente del Tartel, está compuesto por una serie de puentes, diques, cisternas, muros, embalses, molinos y canales por donde discurre el agua. La construcción del sistema responde a la necesidad de riego para una importante superficie de campo, con otros usos complementarios del agua a la actividad agrícola, como la aportación de energía a molinos.

Entre sus elementos destacan la Balsa del Molino, un gran estanque que servía como depósito para el agua y que aportaba la energía necesaria para mover los molinos de Casablanca; el ‘Acueducto de los Veinte Ojos’, uno de más importantes de la Península Ibérica y que destaca por sus significativas proporciones, unos cuarenta metros de anchura y diez metros de altura, y cuya época exacta de construcción se desconoce, aunque resulta evidente que se trata de una construcción de tecnología romana.

El acueducto “Por rematar”. una obra inconclusa, de gran belleza y originalidad, con tres esbeltos arcos y diez pilares de planta rectangular, sobre los que se proyectaba continuar la construcción, y el puente de ‘Los Poyos’, son también destacables.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios