UD Almería-Extremadura UD | La Crónica

Enric Gallego pica y Álvaro Giménez replica

  • Choque igualado en el Mediterráneo que se resuelve en tablas con goles de los arietes

  • El Extremadura, uno de los visitantes más solventes en el feudo rojiblanco

Álvaro Giménez celebra con Romera y Corpas el tanto del empate a uno Álvaro Giménez celebra con Romera y Corpas el tanto del empate a uno

Álvaro Giménez celebra con Romera y Corpas el tanto del empate a uno / LFP (Almería)

Disputa e igualdad son los adjetivos que pueden definir el enfrentamiento dirimido entre Almería y Extremadura, dos equipos cortados por el mismo patrón, al menos desde la llegada de Rodri al banquillo extremeño. Conscientes de la presión adelantada a la que los rojiblancos los iban a someter, los de Almendralejo tuvieron la sangre fría suficiente para sacar el balón jugado desde atrás cuando la situación lo requería, pero también para buscar los espacios para hacerle cosquillas al rival.

Tras unos minutos de tanteo iniciales, en los que ambos equipos reclamaron sendos penaltis en las respectivas áreas, los visitantes rompían las hostilidades con un gran gol de su 'killer', Enric Gallego. La jugada se hilvanó en el centro del campo, con un gran pase del capitán Zarfino filtrado entre líneas que cogió a los centrales almerienses con la guardia baja y el ariete catalán aprovechaba para colarse entre ambos, plantándose ante René para batirlo con un certero disparo raso con la zurda.

El Extremadura golpeaba primero, pero este Almería no baja los brazos cuando actúa en el marco del Mediterráneo y su reacción no se hizo esperar. La jugada del empate llegaba apenas cuatro minutos después del 0-1 y en una acción muy similar. Esta vez el papel de asistente lo ejercía Corpas, que filtraba otro pase entre líneas para el desmarque de Álvaro Giménez, quien aguantó las acometidas de su marcador para definir con maestría colocando el balón en una esquina de la meta pese a que Álvaro Fernández salió para tapar ángulo. 

Narváez fue el elegido para suplir al sancionado Juan Carlos Real Narváez fue el elegido para suplir al sancionado Juan Carlos Real

Narváez fue el elegido para suplir al sancionado Juan Carlos Real / LFP (Almería)

Con la igualada conseguida el Almería aprieta de lo lindo y una buena internada de Romera por la banda diestra acaba con centro al segundo palo que Álvaro Giménez cabecea por encima del larguero. El duelo de '9' en el que se había convertido el choque obtuvo su respuesta en Enric Gallego, que sacaba un zurdazo desde fuera del área que se marchó rozando el poste del arco defendido por René. 

Antes del descanso Kike Márquez, que jugó en el filial almeriense, dejó su sello particular en un toque para la galería bajando de las nubes un balón con un control exquisito de tacón, rompiéndole la cintura a Romera en el mismo lance. Con empate y amonestaciones para Saveljich, Yan Eteki y Pomares concluía un primer tiempo bastante nivelado. 

Intensidad y presión en el segundo acto

El arranque de la segunda mitad constató las sensaciones del primer acto, con un Extremadura que posiblemente sea uno de los mejores visitantes que han desfilado por el Mediterráneo, aplicándole al Almería una dosis de su propia medicina al ordenar Rodri presión adelantada para asfixiar la salida de balón rojiblanca. Con el duelo intenso e igualado, las ocasiones llegaron a cuentagotas. 

Corpas probó fortuna con un duro disparo desde el vértice del área que obligaba a Álvaro Fernández a intervenir despejando el esférico, mientras que el colegiado anulaba un cabezazo de Enric Gallego a la red por clara posición de fuera de juego del atacante, que fue una pesadilla para Owona y Saveljich, más aún estando ambos apercibidos ya en el minuto 53 al ver amarilla el camerunés. 

El poderío físico indálico mantuvo a raya al cuadro extremeño  y la entrada de Chema por Narváez le dio aire a los de Fran Fernández. Una acción del cigarrero pudo desquilibrar la balanza, pero tras internarse en el área su disparo con la diestra lo atajó abajo Álvaro Fernánez. La réplica se la daba de inmediato Roberto Olabe lanzando un obús que se marchaba por poco por encima de la meta de René. 

En la recta final del encuentro el Extremadura bien pudo llevarse la bolsa de los tres puntos en un contragolpe conducido por Enric Gallego que el recién ingresado en el campo Willy iba a culminar con un disparo excesivamente desviado desde la frontal cuando todo apuntaba a un remate franco ante René. Reparto final de puntos y el Almería que alcanza la barrera de los 20 puntos antes de visitar al Oviedo en el Carlos Tartiere.

Etiquetas

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios