Almería

Duelo de titanes entre dos equipos de letrados de primera línea en Almería

Miguel Ángel y Paco Torres. Miguel Ángel y Paco Torres.

Miguel Ángel y Paco Torres. / efe

Muchos han sido los letrados que han intentado hacerse con la acusación particular en el caso de Gabriel Cruz. Incluso el Colegio de Abogados se ofreció para designar de forma gratuita a uno de sus miembros. Sin embargo, finalmente es el despacho de Paco Torres el que representa a los progenitores. Tanto Paco como su hermano Miguel Ángel son conocidos penalistas y su bufete es el único de Almería que desde el principio atiende en exclusiva asuntos de este tipo. Frente a ellos, defendiendo a Ana Julia Quezada, se encuentran otros dos pesos pesados, Esteban Hernández Thiel y Beatriz Gámez.

La casualidad y una guardia en el turno de oficio quisieron que estos últimos tuviesen que representar a la dominicana, mientras que los Torres han sido designados por los propios padres del niño asesinado. De una forma u otra, rara es la ocasión en la que en una causa coinciden dos de los despachos de abogados penalistas más importantes de la provincia almeriense, aunque la carga de prueba que a priori se ha presentado contra la detenida hará muy difícil defender sus intereses e intentar demostrar que se trató de un homicidio que tuvo lugar durante un arrebato, en lugar de un asesinato premeditado como consideran la Guardia Civil y el juez Rafael Soriano.

Los Torres no sólo están personados en causas tan importantes como la Operación Poniente, sino que Paco es también profesor de Derecho Penal en la UAL y en la Escuela de Práctica Jurídica. Los avalan notables éxitos. Pero también se puede decir de Hernández Thiel, quien libró de la cárcel al senegalés acusado de matar a los fallecidos de la llamada "patera de la muerte".

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios