FÚTBOL | SEGUNDA B

El CD El Ejido desciende a 3ª pese a ganar el derbi (2-0)

  • El equipo celeste gana en Santo Domingo al Almería B pero el resto de resultados de la jornada lo dejan descendido de forma matemática a falta de una jornada

El CD El Ejido desciende a 3ª pese a ganar el derbi (2-0). El CD El Ejido desciende a 3ª pese a ganar el derbi (2-0).

El CD El Ejido desciende a 3ª pese a ganar el derbi (2-0).

El Club Deportivo El Ejido, en su último duelo como local de la competición regular, se quedó con los tres puntos en el derbi almeriense ante la UD Almería B pero no le sirvieron para evitar el descenso. Los celestes, al igual que los rojiblancos, jugarán la próxima temporada en el Grupo IX de la Tercera División después de una campaña para olvidar a la que le resta solamente una ya intrascendente jornada para los intereses de ambos equipos. Los del Poniente hicieron lo que tenían que hacer, que era ganar al filial del Almería para tratar de aferrarse a un clavo ardiendo, pero el resto de resultados de la jornada no les acompañaron, aunque evidentemente su fracaso, el de decir adiós a la Segunda B después de tres cursos en la misma, no es algo puntual de un solo fin de semana. El proyecto de Pierre Mevy ha pagado las consecuencias de una mala planificación en la temporada en la que más se esperaba de su primer equipo, con vistas a luchar por el ascenso a Segunda. Por contra, los ejidenses irán ahora de la mano de los capitalinos a Tercera, dejando a la categoría de bronce, por el momento, huérfana de representación almeriense.

Solamente les valía la victoria a los ejidenses para, como mínimo, dejar abierta la opción de que una posible carambola generada con los resultados de otros duelos de esta jornada le permitieran llegar a la última con alguna mínima opción de dar caza a una plaza de play out que tenía, antes de comenzar el derbi, a cinco puntos. Cualquier cosa que no fuese vencer, mandaría directamente a los del Poniente a una Tercera División en la que ya estaban los rojiblancos, que dieron la sensación, desde el inicio, de jugarse más que los locales.

A los dos minutos, el equipo de Esteban Navarro gozó del primer córner del partido, mostró un punto más de intensidad que los locales y avisaron primero en un remate de cabeza de Sergio en el que el balón se fue al larguero cuando corrían el 7’. Estaba creando peligro el filial a balón parado. En el 11’, Sergio volvió a tener Sergio en un testarazo que implicó la intervención de Aulestia para evitar el 0-1. Necesitaba el CD El Ejido, con mucha urgencia, desperezarse si no quería ver como se acomodaba sobre el terreno de juego el Almería B.

La categoría de bronce se queda, por el momento, sin representación almeriense para la temporada 2019-2020

La faltaba muchísima intensidad al conjunto ejidense, que parecía no estar jugándose nada cuando se estaba jugando todo. El derbi, por el momento, estaba siendo insulso. Destacó que el Almería B peleaba cada balón, competía con cierta comodidad y no estaba dando facilidades a su rival. Ya avisó su capitán Igor Engonga horas antes en su perfil de Instagram: "Los derbis no están para jugarlos, están para ganarlos". No quedaba duda alguna de que los locales debían encontrar la chispa necesaria para activarse en un derbi clave para su futuro y ese momento pareció llegar en el 38’. Robles derribó a Velasco y vio la segunda amarilla, dejando a los suyos con diez. Una autoexpulsión en toda regla.

El CD El Ejido, acompañado también por la fortuna, sacó tajada de la inferioridad numérica de su oponente para asestarle un golpe psicológico a pocos segundos de cumplirse el primer tiempo reglamentario. Fue en una contra que culminó Artiles para hacer subir el 1-0 al tanteador de un feudo de Santo Domingo que, hasta ese momento, estaba muy frío y que mostró, en forma de pitidos, su descontento con la imagen que estaban mostrando los suyos sobre el terreno de juego.

La expulsión de Robles antes del descanso hizo daño a un filial que no estaba concediendo nada a su rival

Tras la reanudación salió más enchufado el cuadro celeste, que tenía que hacer sus deberes sí o sí. La expulsión dejó muy tocado al conjunto canterano capitalino, situación que aprovechó el CD El Ejido para venirse arriba y tratar de sentenciar el encuentro. Así, Tomás firmó el 2-0 tras recibir un pase de Jesús Rubio. Todo le empezó a ir de cara a los celestes, que sin forzar demasiado la máquina estaban haciendo lo que tenían que hacer, que era ganar y esperar. Tarde de transistores y nervios en Santo Domingo, donde llegaban noticias de que los marcadores en el resto de encuentros de la jornada no eran nada buenos para los intereses de los del Poniente, que iban ganando pero estaban contra las cuerdas en lo que a evitar su descenso se refiere. Y no cambió el panorama.

Se confirmó lo que ya se veía venir, un descenso que pudo evitarse pero que, sin duda, se ha ganado a pulso un CD El Ejido al que el poco más de seiscientos espectadores que presenciaron el derbi despidieron con más pitos que palmas. Despedida agridulce de los celestes, con triunfo en el derbi pero con una derrota global en esta campaña 2018-2019.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios