Vera

Actuación integral en los jardines de la plaza de la Glorieta de Vera

  • El consistorio procederá a un rediseño del jardín y a la adecuación del sistema de riego para recuperar el esplendor de estos singulares jardines

Actuación integral en los jardines de la plaza de la Glorieta de Vera Actuación integral en los jardines de la plaza de la Glorieta de Vera

Actuación integral en los jardines de la plaza de la Glorieta de Vera

El Ayuntamiento de Vera ha encargado a la empresa adjudicataria del mantenimiento de jardines del municipio Urbaser un informe de las medidas óptimas para la gestión de los jardines de La Glorieta “que en la actualidad presentan un gran deterioro y mal estado de conservación, lo que requiere una actuación integral” según ha informado el concejal de Mantenimiento, Miguel Ángel Martínez.

La plaza de la Glorieta de Vera constituye un área verde de ocio y recreo concebida como uno de los nuevos espacios de relación social para la burguesía emergente consecuencia del desarrollo económico y demográfico de la segunda mitad del siglo XIX coincidiendo con una época de gran crecimiento económico en Vera y en toda la comarca. Con una superficie de 1.450 metros cuadrados cuenta con un mirador, rodeado de bellos jardines, desde donde se pueden contemplar unas inmejorables vistas hacia el mar y del valle.

La Glorieta se divide en pasillos circulares y concéntricos a una fuente ornamental donde se encuentran los jardines con una serie de arbustos y arbolado donde destaca un gran ficus  y la araucaria que se puede contemplar en la entrada.

El espacio está ubicado junto a la ermita de San Ramón (del siglo XVIII), un sencillo edificio barroco en cuya capilla se halla instalada la imagen de Nuestro Padre Jesús Nazareno, imagen titular de la cofradía del mismo nombre a la que se entregó la ermita para su reconstrucción y custodia en el año 1731.

El pueblo de Vera ha utilizado este espacio para el recreo, siendo desde su creación un escenario único para la celebración de números  actos sociales. Desde aquí comienza la tradicional 'Subida de Jesús' y alguna verbena local.

Según el informe encargado por el consistorio, se ha detectado las apariciones de hongos en algunas plantas, probablemente ayudado por  la sombra y el exceso de humedad que presenta el jardín, provocando que se pierdan muchos rosales y que aparezcan ramas secas en los ficus. También es importante señalar la pérdida del césped de la pradera, motivada en su mayoría por las raíces del ejemplar grande del ficus, de la araucaria y de las raíces de las washingtonias.

En este sentido, el ayuntamiento para restablecer el estado óptimo de los jardines va a proceder a la plantación de nuevos rosales, ya que el envejecimiento ha provocado una podredumbre radicular de los rosales actuales, que han tenido que ser arrancados por el mal estado en el que se encontraban.

Del mismo modo se va a acondicionar el terreno para dejar el suelo libre de hongos. Para ello se está llevando a cabo un tratamiento de solarización de suelos con la colocación eventualmente de césped artificial dejando provisionalmente tapado el terreno, anulando o erradicando la propagación de malas hierbas y hongos durante el periodo de invierno.

Se ha establecido limitar el uso abusivo de fungicidas que generen persistencia de los hongos en las plantaciones actuales, y que disminuya la resistencia a los mismos de las especies arbóreas principales.

Según ha indicado el responsable del área de Mantenimiento, Miguel Ángel Martínez “todas estas actuaciones previas son las necesarias para mantener el espacio mientras se trabaja en el rediseño del jardín y en la adecuación del sistema de riego, que se llevará a cabo próximamente, para recuperar el esplendor de un espacio tan querido por todos los veratenses como es La Glorieta”.

Comentar

0 Comentarios

    Más comentarios